| Artículos | 01 ENE 2006

Pon un sitio Web a tu gusto

Tags: Histórico
Personaliza Internet con Greasemonkey
Gonzalo Alvarez.
Todos los internautas visitamos asiduamente las mismas páginas web y Seguro que en muchos de esos sitios encontramos limitaciones: estaría bien que existiera este o aquel botón que hiciera tal o cual cosa, sería fantástico si no aparecieran esos molestos anuncios, qué bueno si se pudiera ver el precio de otras tiendas... ¿Te gustaría cambiar un sitio web a tu gusto? ¡Pues con Greasemonkey todo es posible!

De los marcadores al mono
Los precursores de Greasemonkey fueron los bookmarklets o pequeños programas en JavaScript en los botones de la barra de Marcadores. Mediante pequeños fragmentos de código escrito en JavaScript se pueden conseguir algunos resultados muy prácticos. Por ejemplo, saber las cookies que ha recibido el navegador desde un sitio dado sin más que escribir lo siguiente en la barra de dirección (vale para cualquier navegador): javascript:alert(document.cookie.split(“;”).join(“\n”))
Se puede arrastrar esta dirección a la barra de Marcadores (o de Vínculos en Internet Explorer) de manera que se crea un botón siempre disponible que, al ser pulsado, devolverá las cookies del sitio en el que nos encontremos.
Para saber cuándo fue modificada una página por última vez se puede utilizar el siguiente bookmarklet: javascript:alert(document.lastModified)
Como último ejemplo, podría utilizarse el siguiente bookmarklet para cambiar el tamaño de la ventana a uno predeterminado, por ejemplo de 800 x 1000: javascript:resizeTo(800,1000)
Una técnica similar es utilizada por el Diccionario de la Real Academia Española en buscon.rae.es/diccionario/boton.htm, creando un botón a modo de bookmarklet para poder introducir rápidamente palabras a buscar.
Ahora bien, ¿no sería magnífico si estos bookmarklets pudieran escribirse en archivos separados y pudieran además ejecutarse automáticamente nada más visitar una página? Pues ello es posible gracias a Greasemonkey.

Jugando con Greasemonkey
Greasemonkey es una extensión para Firefox que ofrece lo que se ha dado en llamar navegación activa. En vez de tragar pasivamente lo que los sitios web tengan a bien ofrecer al visitante, con Greasemonkey uno puede instalar scripts de usuario que permiten modificar según el gusto personal el aspecto de las páginas visitadas, como si uno fuera el mismísimo webmaster del sitio. Además, debido a que estos scripts se almacenan en el disco, es decir, son persistentes, a diferencia de lo que ocurre con los bookmarklets, cada vez que se visite el sitio se le aplicarán los cambios codificados en el script. Eso sí, estos cambios sólo serán visibles para el usuario concreto que esté ejecutando el script, ya que el código del sitio web como tal obviamente no se altera en absoluto.
¿Qué puede aportar Greasemonkey a una página web visitada? ¡Prácticamente de todo! Puede modificar su aspecto, como maquetación, colores, estilos, eliminar/añadir imágenes, etc.; puede integrar datos procedentes de otros sitios web, como precios de otros vendedores; añadir funcionalidad que no existía en la página; puede eliminar la publicidad molesta; en fin, todo lo que se le pueda ocurrir a uno. Y si el script de Greasemonkey está bien escrito, el usuario no notará nada extraño en absoluto.
Greasemonkey se puede descargar e instalar en Firefox desde greasemonkey.mozdev.org, como cualquier otra extensión. Una vez instalado y reiniciado Firefox, ya está disponible para que se le añadan nuevos scripts. Para ello, cuando llegues a una página donde se ofrezca uno, haz clic sobre el enlace con el botón secundario del ratón y selecciona Install User Script. En la ventana que aparece pulsa el botón Aceptar. Se te informará de que el script se ha instalado con éxito y debes refrescar la página para que esté disponible. Los scripts instalados se pueden administrar desde Herramientas » Manage User Scripts.
Dos buenos sitios donde buscar scripts clasificados por temas son dunck.us/collab/GreaseMonkeyUserScripts y userscripts.org. En los siguientes trucos describimos algunos de los scripts más populares.

Compara precios antes de comprar
¿Quién no se acuerda de Manuel Luque, director de Camp, y su famosa frase: “Busque, compare y si encuentra algo mejor, ¡cómprelo!”? También se puede aplicar este mismo principio a las compras por Internet. Cuando se encuentra un producto en una tienda electrónica, uno está seguro de que existirán otras muchas tiendas en todo el mundo que ofrecen el mismo producto y obviamente no todas van a cobrar lo mismo. De hecho, a veces existen fluctuaciones de hasta un 50%. ¿Por qué comprar en el primer sitio que visitas? Lo ideal sería poder comparar con otras muchas tiendas para elegir el más barato, ya que cuando se compran ciertos artículos como libros, discos, vídeos, hardware, etc., no existe diferencia alguna de calidad para el mismo producto. Claro que ponerse a buscar las distintas tiendas que ofrecen el producto puede resultar complicado o simplemente tedioso.
El script Book Burro desempeña esta función para la comparación de precios de libros en tiendas tan populares como Amazon.com, BarnesAndNoble.com, Powells.com, Half.com o Buy.com. Puede instalarse desde bookburro.org/install.html.
También existe una extensión para Firefox en bookburro.org y una extensión para Internet Explorer llamada Turnabout en www.reifysoft.com/turnabout.php. que ofrecen idéntica funcionalidad.

Bonitos títulos
El atributo ALT de la etiqueta A HREF puede utilizarse para mostrar un texto cuando se pasa el ratón por encima (tooltip). El color de la fuente y del fondo del tooltip viene determinado por la elección del Tema para Firefox, por lo que el control sobre los mismos es limitado.
Si deseas que los tooltips que aparecen como consecuencia del atributo TITLE posean un aspecto más elegante y proporcionen mayor información, como el URL del enlace al que apuntan, puedes instalar el script Nice Titles disponible en xurble.org/weblog/2005/03/nice-titles-in-greasemonkey.html.

No quiero registrarme
Cada vez más sitios web exigen que el usuario esté registrado para poder acceder a sus contenidos, aunque el registro sea completamente gratuito. Pero aunque sea gratis, no deja de ser una molestia, además de representar una invasión de la privacidad en la mayoría de los casos. El sitio Bug Me Not (www.bugmenot.com) fue creado precisamente para permitir a los internautas saltarse los registros obligatorios que sólo buscan obtener datos demográficos de los visitantes. Bug Me Not almacena una gran base de datos con nombres de usuario y contraseñas válidas para acceder a los distintos sitios que exigen registro. Simplemente, se introduce el URL del sitio y Bug Me Not proporciona unas credenciales válidas. Se regresa al sitio original y se prueba con esas credenciales, a ver si las acepta. En ocasiones hay que intentarlo varias veces porque el sitio ha podido anular el nombre de usuario utilizado. De esta manera, se puede seguir adelante sin pasar por el molesto proceso de registro.
¿No sería fantástico si en vez de tener que ir a Bug Me Not en busca de las credenciales se pudiera automatizar todo el proceso? Precisamente existe un script para Greasemonkey que busca automáticamente credenciales válidas para el sitio visitado. Se puede instalar desde Imprimir Subir

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información