| Artículos | 01 MAR 2002

PCsync

Tags: Histórico

Software
PCsync
Transferencia de archivos entre ordenadores


Número:
185, Marzo de 2002


Alfredo de las Vegas
avegas@pcw.idg.es


PCsync
estrella.gif (192 bytes) estrella.gif (192 bytes) estrella.gif (192 bytes)
FABRICANTE: LapLink
DISTRIBUIDOR:LapLink
Tel.: 917 103 027
www.laplink.com
IDIOMA: castellano
PVP: 132,22 €

Mucho antes de que Internet pusiera en boca de todo el mundo las comunicaciones entre ordenadores, era necesaria la transferencia de archivos entre ellos. Antes de que se generalizasen las conexiones entre ordenadores a través de red local, éstas se solían hacer a través de un cable serie que conectaba directamente dos ordenadores, estableciendo una comunicación punto a punto. Esta técnica de comunicaciones todavía sigue en vigencia, como viene a demostrar el programa PCsync, hermano menor del programa LapLink Gold.

El objetivo de este programa es realizar transferencias de ficheros entre los ordenadores de una forma sencilla y eficiente, además de segura. Los principales métodos que presenta este programa para realizar estas transmisiones son dos: cable serie o cable USB. Ambos tipos de cable vienen incluidos en el paquete, lo que le proporciona un gran interés, aparte de contener la solución completa. La diferencia de velocidad en la comunicación entre ambos tipos de conexión es enorme, ya que la velocidad máxima utilizando el cable serie se sitúa en los 400 kbps, mientras que la conexión a través de los puertos USB puede llegar hasta los 5 Mbps, tardando unos 14 minutos en transferir 500 MB de un ordenador a otro, mucho menos tiempo que las cerca de 3 horas que se puede tardar en transferir a través del puerto serie este mismo tamaño de ficheros.

Junto a estas posibilidades de conexión haciendo uso de los cables que incorpora el paquete, PCsync permite compartir una carpeta con otro usuario que también disponga del programa usando como medio de comunicación a Internet. De esta forma, proporciona una comunicación tan fácil y segura como se pueda encontrar con los cables, pudiendo emplear diferentes contraseñas para la lectura y escritura de datos, lo que confiere seguridad al exportador de la carpeta.

Una vez establecida la conexión, que se puede realizar incluso en caliente, es decir, conectando los cables cuando los ordenadores ya están encendidos, se pueden comenzar a emplear las soluciones de comunicación que incorpora el programa. Las transmisiones se pueden realizar en ambos sentidos simultáneamente, aunque en cualquier caso ha de estar PCsync funcionando en ambos ordenadores para gestionar las comunicaciones.

Las posibilidades en la transferencia de ficheros van desde una sencilla copia de ficheros por el método de "arrastrar y soltar", a otros métodos más completos, como por ejemplo haciendo uso de los asistentes de copia por tipo de archivo, en el que se selecciona un tipo de fichero (por la extensión) y copia todos los archivos de ese tipo al otro ordenador, pudiendo incluso descender por las carpetas. También existe la opción de crear una carpeta sincronizada, en la cual se pueden almacenar ficheros que cambien de vez en cuando, y que el programa se encargará de mantener el fichero más actualizado en ambos ordenadores, transfiriéndolo entre ellos, merced a la tecnología de LapLink denominada SmartXChange. En este tipo de ficheros cambiantes es cuando más partido se saca de la tecnología SpeedSync, gracias a la cual tan sólo se transfiere entre los ordenadores partes del fichero que han cambiado, acelerando considerablemente la transferencia.

Otra opción muy interesante es la posibilidad de crear una red local entre varios ordenadores para la transmisión de ficheros o para juegos en red, uniendo los ordenadores de dos en dos a través de los puertos USB, y siendo PCsync quien se encarga de gestionar los datos para que lleguen al ordenador adecuado.

El programa se encuentra completamente traducido al castellano, tanto la ayuda en pantalla como el manual impreso, bastante escueto y que tan sólo cubre la puesta en marcha del programa y una sucinta explicación de sus posibilidades.

Uno de los problemas que se le puede achacar a este programa en algunas ocasiones es la falta de posibilidades, lo cual viene motivado principalmente por la existencia de otro programa de la misma casa, LapLink Gold, que cubre estas necesidades superiores, como la transferencia por puerto paralelo (más rápida que por serie para ordenadores sin USB), el control remoto del otro ordenador, o algo tan sencillo como una ventana de charla. Este programa está preparado con menos prestaciones, lo cual también se plasma en el precio.

Otro pequeño problema que se le puede encontrar es la imposibilidad de limitar el acceso por comunicación a través de cable, serie o USB. La conexión proporciona acceso a todos los ficheros, sin opciones para limitarlo, ni para ver qué ficheros se están leyendo. Por ello hay que confiar en quien está al otro lado del cable, o bien hacer uno mismo las transferencias. Este problema no existe en la comunicación a través de Internet, pues en este caso tan sólo se comparte la carpeta especificada por el propietario, y se controla el acceso por contraseña.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información