| Artículos | 01 NOV 2000

Paul Bell, presidente de Dell Computer para Europa, Oriente Medio y África: "Las ventas europeas de PC volverán a subir a finales de este año y principios del próximo"

Tags: Histórico
Arantxa G. Aguilera.
A pesar del descenso mundial que están experimentando las ventas de PC, Dell mantiene sus previsiones de crecer un 30% durante este ejercicio. Su presidente para Europa y EMEA se muestra optimista de cara al futuro y prevé importantes mejoras para los próximos meses en este mercado.

Los ingresos de los grandes fabricantes de hardware están siendo inferiores a los esperados, y el resto del mercado está acusando la tendencia. Las ventas de PC sufren una importante ralentización. ¿Qué es lo que está ocurriendo?
- Las ventas de ordenadores este año están evolucionando de forma más lenta en Europa que en el resto del mundo. Se trata de una tendencia que se inició en la primera mitad del año y tiene visos de continuar. Creo que esto se debe a un par de factores que, previsiblemente, cambiarán a principios del año que viene. Por un lado, estamos acusando el impacto que supuso el problema del año 2000 para las ventas de equipos; un impacto que se inició en Asia y América y ahora se está manifestando en Europa. No obstante, la escasez de compras de equipos implica que las infraestructuras informáticas están envejeciendo y los usuarios empezarán a finales de este año y principios del próximo a comprar de nuevo. Por otro lado, y debido a diferencias económicas monetarias, aunque el precio de los componentes en Asia ha ido bajando, esta disminución aún no se ha manifestado en Europa con la misma rapidez.
Sin embargo, a largo plazo no esperamos que esta tendencia siga. Si nos fijamos en la situación de hace unos cinco años, la tasa de crecimiento del mercado en Europa era muy parecida a la de Estados Unidos en todos los segmentos. Nosotros esperamos que, a largo plazo –en los próximos dos o tres años- pase más o menos lo mismo. En Dell somos optimistas y creemos que las ventas de PC europeas volverán a subir a finales de este año y principios del próximo.

Las ventas de Dell crecieron un 25% en el segundo trimestre. ¿Conseguirá alcanzar el 30% de crecimiento previsto para el ejercicio?
- Ésa es la cifra que mantenemos sobre nuestras expectativas de ingresos. Todavía no podemos comentar oficialmente lo que ha ocurrido en nuestro tercer trimestre –que finalizaba en octubre- ni lo que pasará en el cuarto, pero no hemos variado nuestras previsiones.
Los analistas simplemente reflejan los crecimientos esperados para el conjunto del mercado. Pero hay una forma distinta de analizar cómo la situación está beneficiando a Dell. Lo que ocurre cuando hay una ralentización del mercado como la que estamos viviendo, aunque los suministradores de componentes bajen los precios nuestros competidores –que venden indirectamente- tardan mucho tiempo en poder repercutirlos en los productos. Esto se debe a que tanto ellos como sus canales de distribución disponen de equipos en stock a los que tienen que dar salida. Así que, cuando los precios de los componentes bajan, a nosotros nos gusta reflejarlo de inmediato en los precios de nuestros productos. Dell tiene muy poco stock y puede hacerlo; por tanto, estamos trasladando esos ahorros a nuestros clientes. Por este motivo estamos realizando importantes rebajas, porque nuestro modelo de ventas nos permite ser realmente eficientes en ese sentido.

Pero los precios no pueden bajar sin consecuencias. ¿Qué pasará después?
- La tendencia de los precios de suministro depende de la demanda y oferta globales de componentes. A mediados del año pasado los precios variaron rápidamente debido a los cambios en los costes de las memorias, monitores y chipsets porque había exceso de suministro. Durante los últimos doce meses se han mantenido relativamente estables. Y para el próximo año creemos que la situación del área de suministro va a ser muy positiva. Esperamos que sigan bajando, y esto ayudará al crecimiento del sector.

La aparición de nuevos dispositivos informáticos y de acceso a Internet parece amenazar la supremacía del PC. Sin embargo, Michael Dell dice que no afectarán a las ventas de PC a corto plazo. ¿Por qué?
- En Dell creemos que, cuantos más dispositivos de este tipo surjan, más añadidos habrá para el PC, porque tanto los dispositivos de mano, como los reproductores MP3 e incluso los móviles WAP no son otra cosa que complementos del ordenador. El ejemplo que damos siempre es que todavía no conocemos a nadie que por tener un Palm vaya a deshacerse de su ordenador. Muchos de estos aparatos responden a la necesidad de los usuarios de tener acceso en todo momento y lugar, pero se necesita un PC para lograrlo. Si miramos lo que está ocurriendo con el WAP y las redes inalámbricas para el hogar, la consecuencia será una mayor demanda de PC domésticos, así como de servidores.

Dell se ha introducido recientemente en el mercado inalámbrico con una nueva unidad de negocio. ¿Qué previsiones tiene para este área y cómo cree que evolucionará?
- Las dos áreas principales en las que nos estamos centrando son las redes locales inalámbricas, tanto para el hogar como la oficina, y las soluciones para portátiles; ambas ofrecen grandes oportunidades a corto plazo. Creemos que, una vez que los usuarios trabajan de forma inalámbrica ya no quieren volver a estar atados, porque es una tecnología fácil de usar y relativamente barata. En cuanto a los portátiles, desarrollaremos soluciones que les permitan beneficiarse de las redes de área extensa inalámbricas. Actualmente hay varias tecnologías interesantes, y se están construyendo redes de gran capacidad para soportar transmisiones de datos inalámbricas a alta velocidad; creemos que nosotros podemos ser una fuerza promotora de su adopción.

¿En qué posición se encuentra actualmente Dell en el mercado europeo y cuáles son sus objetivos?
- Lo más interesante del mercado europeo para nosotros es que nos ha permitido establecernos claramente como número uno en Reino Unido, Irlanda y Suecia, donde nuestra presencia es muy fuerte. En los demás mercados tenemos grandes oportunidades de crecimiento, porque no estamos presentes desde hace demasiado tiempo y aún tenemos que desarrollar más nuestro negocio. Por ejemplo, España se encuentra en una posición intermedia, todavía tenemos mucho por hacer y contamos con un equipo que nos permite esperar seguir creciendo. En concreto, en las áreas de informática doméstica y pequeñas empresas sólo llevamos trabajando un año y medio en España, por lo que hay buenas previsiones de crecimiento.
Las PYMES, especialmente, constituyen una parte muy importante del negocio global de la compañía por dos razones. En primer lugar, en la mayoría de los mercados es un área de gran crecimiento. Por otra parte, creemos que nuestro modelo de ventas puede ser especialmente ventajoso para las PYMES, porque no suelen obtener demasiada atención de nuestros principales competidores. Con Dell obtienen una relación directa con el fabricante y consiguen todos los elementos de personalización, atención y soporte que precisa. Ésta es una de las razones por las que venimos registrando crecimientos entre dos y tres veces superiores a la media del mercado europeo.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información