| Artículos | 01 MAR 2001

Napster o el reverso tenebroso

Tags: Histórico
Música en la Red
Rodolfo de Benito.
Descubra por qué este programa es tan polémico, cómo funciona y los métodos utilizados para frenar su avance.

Napster ha revolucionado el mundo discográfico. En poco más de un año ha conseguido cincuenta millones de usuarios y trae de cabeza a la Asociación Americana de la Industria Discográfica (RIAA). Siga leyendo y averiguará por qué.

La polémica está servida
¿Por qué?, pues debido a que a un universitario de 19 años, Shawn Fanning, harto de que su compañero se quejara de lo difícil que era conseguir música por Internet, hizo un pequeño programa informático para intercambiar archivos de música MP3 con sus amigos. La idea era genial y de la noche a la mañana el programa se propagó por las tuberías de la Red con una rapidez inusitada. Por supuesto, este sistema es un medio idóneo para que los nuevos autores se den a conocer en todo el mundo, poniendo gratuitamente y a disposición de los usuarios sus canciones promocionales. Pero no nos engañemos, no siempre se utiliza Napster para eso. Cualquiera de forma anónima podría obtener gratis álbumes enteros de sus artistas favoritos. Tentador ¿verdad? Ése es el reverso tenebroso, cuando se utiliza para descargar canciones con derechos de autor sin pagar ni un duro por ello. Para que se haga una idea, los usuarios de Napster podían “bajar” el último disco de Madonna antes de que éste se pusiera a la venta. Pero, ¿qué ocurre con los derechos de autor? ¿Qué pasa con las pérdidas millonarias de las compañías discográficas?
Al igual que un cuchillo de cocina puede utilizarse para algo tan inofensivo como trocear zanahorias, también puede emplearse para herir a una persona. ¿Prohibir los cuchillos de cocina es la solución?
Si quiere profundizar en los problemas de Napster con la RIAA puede consultar el número de noviembre de 2000 de PC World. También puede hacerlo en la propia página web de la revista www.idg.es/pcworld/articulo.asp?idart=114045.

Las reacciones de los músicos
Las posturas entre los propios músicos son opuestas, el grupo Metallica fue el primero que plantó cara e intentó denunciar a todos aquellos que descargaran sus canciones utilizando Napster. Los Smashing Pumpkins pusieron ellos mismos sus canciones a disposición de los usuarios aunque luego tuvieron problemas con su discográfica. Éstas son algunas opiniones de otros artistas:
• Fred Durst (Limp Bizkit): “Creo que Internet y Napster no deberían ser ignorados por la industria musical como herramientas para promover el conocimiento de bandas y el mercado musical.”
• Colin Greenwood (Radiohead): “Acabamos de terminar un tour, tocamos en Barcelona, al día siguiente todo el espectáculo estaba disponible en Napster y tres semanas después cuando fuimos a tocar a Israel el público conocía las letras de todas nuestras nuevas canciones y fue maravilloso. La música digital es sólo una de las múltiples cosas que pueden contribuir a que un artista lleve su mensaje de un lado a otro ...”
• Bono (U2): “Es divertido que la gente comparta nuestra música, siempre que nadie haga dinero en el proceso. Nosotros decimos a la gente que viene a nuestros conciertos que pueden grabar el espectáculo si quieren. Creo que es alucinante que la gente se apasione tanto por nuestra música, especialmente por este nuevo álbum.”
• Courtney Love: “Robar nuestros Copyright en el silencio de la noche cuando nadie está mirando es piratería. No es piratería cuando los chavales intercambian música por Internet usando Napster. El año pasado hubo un billón de descargas (de Napster) pero las ventas de música se han incrementado, así que ¿cómo es posible que Napster dañe la industria de la música? No lo es. Las únicas personas que temen Napster son aquellas que tienen música de relleno en sus álbumes y temen que si la gente oye más de un single no se compren el álbum.”
Si cree que estas cuatro últimas opiniones de músicos son un tanto favorables a Napster no va descaminado, ya que están extraídas de la propia página de Napster www.napster.com/speakout/artists.html.

Llega la caballería
Desde que la copia de ficheros MP3 se ha generalizado, ha habido una avalancha de sistemas de protección anticopia más o menos afortunados. El problema es que ninguno puede considerarse invulnerable. Parece que las cosas podrían cambiar debido al consorcio 4C Entity, es decir: IBM, Toshiba, Matsushita e Intel. Dicha agrupación ha tomado cartas en el asunto y ha gestado un sistema llamado CPRM o Content Protection for Recordable Media. Parece que es un método criptográfico para proteger música y vídeos cuando son grabados en medios físicos como un CD, DVD, memorias tipo flash e incluso el propio disco duro del ordenador. Precisamente los cuatro grandes “sugieren” que los discos duros de ordenador incluyan próximamente este sistema, con lo cual ya no será nada fácil compartir música o vídeos con otros usuarios de ordenador. Podrá copiar los archivos, pero... no podrá reproducirlos, ya que están encriptados.
Para saber más acerca de este sistema puede consultar estas direcciones:
www.lmicp.com/4centity/licensing/cprm/
www.research.ibm.com/resources/magazine/2000/number_2/solutions200.html#two
www.theregister.co.uk/content/4/15718.html
www.theregister.co.uk/content/2/15684.html
Por otro lado, la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) pretende combatir la piratería mediante la incorporación de marcas de agua digitales en los discos compactos. La marca de agua digital utilizada por la SGAE es un código de identificación inaudible insertado en el CD de audio con el propósito de identificar y controlar automáticamente su difusión, bien sea por radio, televisión o Internet. Para esta identificación y control la SGAE utilizará monitores de radiodifusión que autentican el contenido de las grabaciones y registran su reproducción en los medios.

Cómo funciona Napster
Una vez introducidos en la polémica, conocidas las opiniones de varios artistas y vistos algunos sistemas que pueden poner barreras a la distribución ilegal de música, es el momento de conocer cómo funciona Napster.
Antes de la aparición de este programa, un método para conseguir canciones en formato digital era acceder a servidores FTP que albergaban archivos MP3 y descargarlos desde éstos. Tarea tediosa, debido a que primero hay que encontrar la dirección de los servidores, segundo porque muchas veces el acceso está restringido por contraseña y tercero porque en su mayoría es obligatorio “aportar” una canción para poder descargar otra. Así pues, no es rápido, no es sencillo y es bastante habitual que no se encuentre la canción deseada. El éxito y aceptación de Napster rep

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información