| Artículos | 01 ABR 2006

Monta tu propio disco duro multimedia

Tags: Histórico
Daniel Comino.
Si tienes un disco obsoleto de 2,5 pulgadas (bien porque te sobra de un ordenador portátil antiguo, o bien a través de un disco externo), ahora puedes convertir este dispositivo de almacenamiento en un potente reproductor multimedia de salón, ahorrando bastante dinero.

Beneficios: Reproducir tus películas favoritas en cualquier televisor aprovechando discos duros en desuso.
Coste: 159 ¤ (Freecom Media Player-25)
UMD Teléfono: 902 401 024
Tiempo requerido: 30 minutos
Nivel de experiencia: Medio
Requerimientos: Disco duro de 2,5 pulgadas viejo, Freecom MediaPlayer-25 Drive-In Kit, destornillador de estrella

1- Material
El primer paso es reunir todos los componentes necesarios.
Para ello necesitaremos un disco duro de 2,5 pulgadas (de los que tienen los ordenadores o algunos discos duros externos). En nuestro caso vamos a utilizar un dispositivo de un ordenador portátil que ya no utilizamos. Se trata de un Toshiba de 40 GB (interfaz IDE).
Además de esto necesitamos integrarlo en un chasis que nos permita, por un lado, convertir la unidad en un disco externo y, por el otro, conectar mediante diferentes salidas tanto el audio como el vídeo al televisor. Si además contamos con un mando a distancia con el que podamos controlar todas las funciones obtenemos un producto fácilmente transportable. Estas funciones las ofrece el chasis Freecom MediaPlayer-20, una caja para cualquier disco duro de 2,5” capaz de leer todo tipo de ficheros de audio, imágenes y vídeo (incluido DivX) y reproducir su contenido en el televisior del salón.
Por último necesitaremos un destornillador de precisión para tornillos de estrella de 2,4 mm.

2- Montaje
Ahora ha llegado el momento de ensamblar el disco en la caja de Freecom.
Para ello tienes que abrir el chasis del MediaPlayer-25 y extraer el circuito que tiene en su interior.
Posteriormente acopla el disco duro en las patillas que permitirán la comunicación entre el dispositivo de almacenamiento y la interfaz de comunicación externa (salidas de audio, vídeo y USB).
Para obtener una mejor comunicación debes hundir las patillas hasta el fondo.
Ahora para evitar fallos en el disco debido a golpes, atornilla adecuadamente ambos componentes para de tal forma que queden perfectamente unidos.
Después inserta el circuito en el lugar correspon­diente y encájalo en los raíles que tiene el MediaPlayer de Freecom para sujetarlos. No olvides acercar el diodo luminoso al hueco transparente para que el dispositivo se ilumine adecuadamente.
Por último cierra el interior del chasis con la tapa sobrante y acopla la parte posterior (la que tiene huecos para los conectores externos) para terminar el montaje a nivel de hardware.
Ahora habrá llegado el momento de la instalación de software.

3- Instalación
Una vez que todo el equipo está montado has de conectar el disco al PC a través del puerto USB para copiar todos los archivos multimedia que reproducirás con posterioridad.
Como el Freecom MediaPlayer-25 incorpora todos los cables necesarios para ha­cerlo, bastará con insertar un extremo del cable a nuestro ordenador y el otro a la ranura correspondiente del disco que acabamos de montar.
Automáticamente el ordenador reconocerá el dispositivo conectado y montará una nueva unidad. Si no tienes datos que desees guardar te recomendamos que formatees la unidad desde cero.
Una vez hecho esto es igualmente recomendable que crees una estructura de directorios previamente definida en el disco. Para ello crea un directorio llamado 01-Vídeos en el que ubicarás las películas o clips de vídeo (MPEG, AVI, VOB, DIVX...). 02-Audio se encargará de guardar todos los ficheros en MP3, OGG, WAV o WMA. En 03-Imágenes almacenarás todas fotografías o capturas que quieras visualizar (JPEG). Por último crea una carpeta llamada 04-Datos para guardar cualquier otra inforamción que no se pueda reproducir.
Por último copia tus ficheros en el lugar correspondiente.

4- Reproducción
Ya hemos llegado al último paso; disfrutar de nuestra creación en cualquier lugar.
Llévate el disco al lado de la pantalla de televisión compatible donde lo vas a ubicar y conéctalo.
El Freecom MediaPlayer-25 Drive-In Kit cuenta con cables para vídeo compuesto, por componentes o cable coaxial digital (con audio en 5.1), siendo compatible con la inmensa mayoría de televisores.
Nosotros vamos a realizar la conexión a través de vídeo compuesto, así que enchufa la clavija en el jack posterior AV del disco y procede a conectar cada extremo en el color correspondiente del televisor (rojo y blanco para audio izquierdo y derecho) y amarillo para vídeo.
Ahora mete el adaptador de corriente en un enchufe e insértalo en el conector correspondiente del disco externo.
Enciende el aparato y verás el menú del Freecom MediaPlayer-25. Ahora, con el mando a distancia no tendrás más que seleccionar el directorio que quieras y reproducir su contenido.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información