| Noticias | 30 OCT 2003

Microsoft desvela algunas claves de su próximo sistema operativo

Tags: Histórico
Microsoft ha aportado algunos detalles adicionales sobre los componentes clave de Longhorn, la próxima versión de Windows, en el marco de su Conferencia de Desarrolladores Profesionales (PDC), que se celebra estos días en Los Ángeles.
PC World
El sistema, que no estará disponible hasta 2006, tendrá también una versión para servidor, aunque la compañía sólo se ha querido referir a la versión cliente del sistema. Según han comentado portavoces de la compañía, todavía es pronto para hablar de la versión cliente, y mucho más para hablar de la edición para servidor.

Longhorn está integrado por tres componentes sobre una capa de “fundamentos” que incluye la seguridad y la tecnología que permitan asegurar que no habrá conflictos entre las aplicaciones y los controladores. Sobre estos “fundamentos” se sitúan Avalon, WinFS e Indigo, nombres en clave con los que Microsoft alimenta la expectación sobre su próximo sistema operativo. Avalon es el subsistema de presentación de Longhorn; WinFS es el sistema de almacenamiento unificado construido sobre el actual sistema NTFS; e Indigo combina todas las tecnologías de comunicación.

Los portavoces de Microsoft, visiblemente satisfechos por poder hablar por fin de algunas de las cosas en las que han estado trabajando en secreto, han ofrecido explicaciones técnicas más detalladas sobre la tecnología que hay detrás de los nombres clave de los productos. En pocas palabras, Longhorn promete ser un sistema con una nueva forma de almacenar ficheros, gráficos modernizados y más conexiones con la web.

Además de seguridad y prevención de conflictos, los fundamentos de Longhorn también ofrecerán una tecnología llamada SuperFetch, que ayuda a que las aplicaciones arranquen más rápido, y ClickOnce, que permite instalar más fácilmente las aplicaciones en un PC o a través de una red, así como tecnología que facilita la migración de una máquina a otra, según Jim Allchin, vicepresidente de Microsoft: “ClickOnce es la capacidad de hacer el equivalente a una Xcopy (copia extendida o ampliada) en una máquina”, explicó durante su intervención el lunes.

Sobre Avalon, el sistema de presentación de Longhorn, se ha hablado poco antes de la conferencia. Con él, Microsoft deja atrás el mapa de bits y avanza hacia gráficos basados en vectores y un sistema gráfico más sencillo. Esto promete unos gráficos y un rendimiento mejor, según Darryn Dieken, jefe de programas del cliente Windows en la compañía. Hoy en día Windows utiliza tres API (interfaces de programación de aplicaciones) diferentes para mostrar vídeo, imágenes bidimensionales e imágenes en 3D. Esto ralentiza el sistema y obliga a los desarrolladores de software a escribir más código, lo cual provoca que el sistema sea más sensible a contener errores. Sin embargo, según Dieken, dependerá del hardware si los usuarios sacan o no todo el provecho a Avalon: la nueva característica de ventanas transparentes sólo funcionará con hardware superior a las actuales tarjetas gráficas y procesadores.

Los detalles sobre WinFS, el sistema de almacenamiento unificado de Longhorn, tampoco han abundado antes de esta conferencia. No obstante, no es un nuevo sistema de archivos, y sus siglas significan Windows File System y no Windows Future Storage, como se había afirmado. WinFS utiliza la tecnología de motor relacional que Microsoft utiliza también en Yukon, la próxima versión de su base de datos SQL Server prevista para el año que viene. El sistema de almacenamiento promete facilitar a los usuarios la búsqueda de documentos y mensajes de correo electrónico, por ejemplo, etiquetándolos con metadatos XML. Los datos de WinFS no residirán ya en carpetas específicas del disco duro. El icono Mis Documentos del escritorio ya no hará referencia a una carpeta específica del disco duro, sino que contendrá documentos ubicados en cualquier lugar del sistema pero que estén etiquetados con datos XML como tales. Además ciertos datos, como la libreta de direcciones de correo electrónico, se almacenarán a nivel de plataforma, en lugar de aplicación, de modo que sean inaccesibles para muchas aplicaciones.

Las aplicaciones de Windows existentes trabajarán con los sistemas que ejecuten Longhorn, pero los fabricantes tendrán que recodificarlas si quieren que se aprovechen de las ventajas de WinFS y de otras características del nuevo sistema. De hecho, Microsoft se está planteando lanzar nuevas versiones de productos una vez esté disponible Longhorn, entre ellas de Office System.

Finalmente, Indigo ha sido otra de las claves que Microsoft ha desvelado en las conferencias. Se trata de un conjunto de tecnologías de comunicación que incluye P2P, mensajería instantánea y soporte de servicios web.

Además, Microsoft también ha presentado un nuevo modelo de programación de aplicaciones llamado WinFX, el paso siguiente a .Net Framework, que ofrece mejoras en seguridad y fiabilidad, además de permitir a los desarrolladores trabajar más eficientemente.

La primera beta de Longhorn se espera para el tercer trimestre del año que viene.

www.microsoft.com

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información