| Artículos | 01 JUN 2002

Los viajes hacen despegar el comercio electrónico

Tags: Histórico
Las agencias online, las primeras en salir de la crisis
Santiago Carro.
Después de unos meses inmersos en el principio del fin de la crisis que ha azotado duramente a infinidad de empresas de la llamada Nueva Economía, el comercio electrónico comienza a dejar una huella amable. Los números rojos son sustituidos por cifras más alentadoras. Pero, curiosamente, no vienen de la mano de portales que venden libros o música, dos de los productos estrella en la web, sino de la contratación de viajes. Y es que, pasado el temor inicial, los usuarios han descubierto un mar de ventajas en la compra de las vacaciones online.

Quizá ya haya llegado el momento de colgar el cartel de los despidos y los cierres en las puntocom, porque parece que el futuro, quién sabe, igual no pasa por vender libros, sino vuelos. El e-commerce, o comercio electrónico, está despegando y ha comenzado apuntando, y muy alto, por los viajes.
Con muy poco tiempo de vida, el comercio electrónico está empezando a ocupar un papel destacado no ya sólo en la cibersociedad, sino entre todos los ciudadanos, estén o no conectados. Asistimos con particular asombro a un momento en el que hablar de la crisis de Internet es como un eco del pasado. Internet se está afianzando con paso lento pero decisivo; y esto es posible gracias al comercio electrónico, puesto que por fin fluye el dinero por, para y gracias a Internet. Así, las empresas que se instauraron en Internet y que venden sus productos vía web -al margen de que tengan o no una tienda física- ven con el paso del tiempo que Internet sí puede ser una excelente oportunidad para ampliar su negocio, y llegar a lugares y personas que, de otro modo, habría sido imposible alcanzar. La Asociación Española de Comercio Electrónico (AECE, www.aece.org). en su última encuesta, con datos relativos a 2001, revela que las reservas de viaje han escalado puestos respecto a años anteriores.
Decía la canción aquello de que “el viajar es un placer que no suele suceder”; sin embargo, dentro de la oferta de ocio, los viajes ocupan una posición predominante, con un gasto más que abultado entre destinos nacionales y extranjeros. Por ello, quizá el éxito en Internet de los viajes online se deba a la inmediatez con la que es posible reservar una habitación o un vuelo. Aquí el factor precio quizá no sea determinante. El mito de que en Internet las cosas valen siempre más barato respecto a una tienda física no es más que eso, un mito, aunque bien es cierto que algunos touroperadores han sido capaces de ofrecer vuelos europeos a precios casi irrisorios. Como muestra, un botón: el megastore de música Virgin (www.virgin.com) ha decidido abrirse paso en Internet por otros derroteros, y para ello ha escogido el de los viajes. Virgin opera vuelos internacionales a precios muy inferiores a otras compañías. Los vuelos son ofertados a unos precios mucho más bajos debido a la eliminación de determinados costes no imprescindibles, como el periódico o el aperitivo (que no nos sorprenda ver a la tripulación y azafatas vestidos con ropa informal). Sin embargo, y según la propia compañía, gran parte del ahorro proviene de la eliminación de oficinas físicas, siendo Internet el medio empleado para reservar unos billetes de avión, o de tren, o una habitación.

Información en tiempo real
Para los mayoristas, Internet se abre paso como una inmejorable opción, con la posibilidad de conocer en cada momento la situación real en cuanto a reservas, ocupación, etc. La empresa www.keytel.es. con más de un cuarto de siglo de existencia y especializada en la tramitación de reservas hoteleras, cuenta con centrales en Madrid, Barcelona y Londres, desde donde se gestionan las reservas. Internet ha permitido a esta empresa conocer en tiempo real la situación de los usuarios, como internautas que se dan de baja repentinamente y pueden ser reemplazados rápidamente por otros y así no dejar ningún hueco, aprovechando al 100% las posibilidades de ocupación. En keytel reconocen que las peticiones se confirman por escrito, más de un 90% ellas de manera online.
Quienes ven en Internet otro modo de ampliar cuota de mercado son las aerolíneas. La compañía Iberia (www.iberia.es) ha anunciado que en 2001, el 17% de los billetes que vendió se gestionaron a través del sitio que tiene en Internet.
Algunas aerolíneas ya han comenzado a operar con los cibertickets. Para que el usuario pueda utilizarlos el requisito es que la compra del billete se realice mediante Internet. Se trata de un billete electrónico, en vez de usar uno de papel. En la web, el usuario tiene que adjuntar, a cada billete, un número de identificación, ya sea el DNI o el pasaporte en caso de extranjeros para que, al recoger el billete, se cotejen los datos ofrecidos en la web. Al terminar el primer paso, el usuario recibe la confirmación de la compra del billete vía correo electrónico, así como el itinerario del viaje, para comprobar que no ha habido ninguna equivocación. En otro correo electrónico, el usuario recibe toda la información del viaje, el número de billetes emitidos por el internauta y la información de carácter legal añadida en cada billete.
Con estos dos correos electrónicos, el usuario solamente tiene que ir al aeropuerto desde donde sale el vuelo y dirigirse al mostrador de la compañía con la que se ha emitido el ciberticket, y mostrar la pertinente identificación, como DNI, pasaporte o tarjeta de residente. En ese momento, se procede a un canje de billete electrónico por un billete de papel con el que se podrá realizar el embarque.
En cualquier caso, Internet, además de favorecer el comercio electrónico ya sea en modo B2C (business to consumer) o B2B (business to business), constituye una gran herramienta con la que los internautas ganarán en comodidad. Apenas sin salir de la habitación se puede recoger la cantidad de información necesaria para decantarse por uno u otro destino; la mayoría de los países disponen de una página web oficial donde recabar la información pertinente, como vacunas, visados, etc. Además, existe infinidad de páginas en Internet donde es posible disponer de toda la información necesaria del país a donde nos dirigimos, como moneda, clima, dónde están los museos, las fiestas locales, medios de transporte, etc. Estas webs tienen numerosos enlaces que permiten al internauta –si llegara el caso- formalizar un contrato con la cadena hotelera, la aerolínea, imprimir información suficiente para no perderse en el destino y conocer con bastante detalle por dónde va a caminar para no perderse.

Búsquedas personalizadas
Otra de las ventajas de la Red es que permite al internauta centrar su búsqueda más fácilmente en una región determinada. Es el caso de www.infopirineo. com, que a través de su web acerca al internauta todas las posibilidades para reservar una habitación en los Pirineos, sea en una casa rural sea en un hotel, conocer el ocio de la zona, así como toda la oferta cultural. En caso de que el usuario acabe registrándose, estos sitios suelen enviar por correo electrónico un newsletter con el que se intenta fidelizar aún más al internauta; de un lado, se intenta que vuelva a entrar en el sitio vinculado con el servicio de noticias; de otro, se espera que realice el ansiado comercio electr

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información