| Noticias | 01 ABR 2002

Los servicios peer-to-peer consiguen una victoria jurídica sin precedentes

Tags: Histórico
Un tribunal holandés dictamina que servicios como Kazaa no son responsables de la utilización por los usuarios de sus sistemas de intercambio de archivos.
Francisco Javier Pulido
Kazaa no es responsable de lo que hagan los usuarios de su servicio de intercambio de archivos gratuitos online, según ha dictaminado el tribunal de apelaciones holandés. Esta decisión judicial supone un paso atrás en la batalla de la industria del disco frente a la piratería.

El veredicto revoca así la orden judicial dictada en noviembre a favor de las discográficas, representadas en Holanda por la organización Buma/Stemra, en la que se declaraban ilegales las actividades desarrolladas y fomentadas por Kazaa. Según el nuevo veredicto, “poner a disposición de los usuarios medios para copiar material protegido por los derechos de autor no equivale en sí mismo a copiar material”. Si se producen infracciones la responsabilidad será siempre del usuario, no de Kazaa.

La decisión ha conmocionado a las partes implicadas en el caso. Según George Knops, portavoz de Buma/Stemra, “la asociación se encuentra afectada por el veredicto. Estudiaremos la situación y decidiremos si queremos llevar el caso al Tribunal Supremo”. Mientras, desde Kazaa se muestran satisfechos con la decisión judicial, pese a que puede haber tenido lugar demasiado tarde, puesto que vendió la mayoría de sus activos a una compañía australiana al no poder afrontar las consecuencias del veredicto de noviembre.

Kazaa trabaja con un software peer-to-peer que permite a los usuarios buscar en los discos duros de otros internautas para descargar archivos. El sistema, usado por millones de usuarios en el mundo, no requiere de un servidor central para su funcionamiento, a diferencia de Napster. Sin ir más lejos, Kazaa argumentó en su defensa que no tiene los recursos suficientes para inhabilitar el servicio al no existir una red centralizada. Sin embargo, este razonamiento se vino abajo cuando Morpheus, un servicio de intercambio de archivos que utiliza la misma tecnología, fue cerrado a principios de marzo.

Este veredicto no afectará al juicio que tiene pendiente la compañía contra la RIAA en los Estados Unidos, que se celebrará en octubre y en el que Kazaa, junto con otros servicios de intercambio de archivos como Grokster se verán las caras con la industria discográfica.



Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información