| Noticias | 26 JUL 2001

Los grandes sellos discográficos debaten sobre el futuro de la música online

Tags: Histórico
Después de largos meses de espera, parece que la industria del disco ya se encuentra preparada para los servicios de música online por suscripción. Así lo han manifestado las principales plataformas musicales en el congreso Plug In de Jupiter Media Metrix, celebrado recientemente en Nueva York, que han prometido lanzar sus servicios durante los próximos meses.
Francisco Javier Pulido
Ninguno de los grandes quiere quedarse atrás en esta carrera puesto que, según informes de Jupiter Media Metrix, aunque este año las ventas de música digital –ya sea pagando por descarga individual o mediante modelos de suscripción- sólo representen un 3% de la música online total vendida en 2001, estas cifras se elevarán al 30% en 2006, alcanzando los 1.900 millones de dólares.

Sin lugar a dudas, la principal preocupación de las cabezas pensantes de la industria del disco es si su propuesta será bien recibida por parte de un público que se ha acostumbrado durante meses a descargarse música de manera gratuita. Plataformas como PressPlay, MusicNet o Napster se encuentran con la presión añadida de ofrecer servicios adicionales que aporten valor añadido para justificar el desembolso por parte de los usuarios. Los portavoces de las plataformas coinciden en afirmar que los consumidores se beneficiarán de que la calidad y seguridad de los archivos descargados estará garantizada por la misma industria del disco. Sin embargo, al menos en principio, los consumidores no tendrán acceso al mismo catálogo de canciones que en los tiempos de Napster gratuito, puesto que mientras MusicNet sólo ofrecerá la música de AOL Time Warner, Bertelsmann, EMI y RealNetworks, además de la compañía independiente Zomba Recordings, PressPlay distribuirá online música de Vivendi Universal y Sony. Frente a esta contingencia, las compañías prometen ofrecer contenidos de vídeo y ofertas de suscripción al alcance de los bolsillos más modestos (si bien todavía nadie habla de cifras concretas).

Internautas de todo el mundo reclaman en foros y listas de correo la música descargada de los servicios de pago se pueda copiar en CD. Sin embargo, la respuesta de las plataformas es, cuando menos, tibia. Rob Glaser, CEO de MusicNet, ha reconocido que esta demanda existe, pero reconoce que al menos pasará un año hasta que la tecnología que permite esta posibilidad sea segura, es decir, que se pueda evitar la copia ilegal. Por parte de PressPlay se despacha el tema manifestando que la política de la compañía sobre la gestión de la música digital será "agresiva".

Como era de esperar, parte de la atención del congreso estaba centrada en las posibilidades de resurrección del servicio peer-to-peer más publicitado en todo el mundo, Napster. Para su nuevo CEO, Konrad Hilbers, "el nombre de marca de la compañía no puede desaparecer así como así, aunque sea necesario atraer a usuarios desencantados del sitio de nuevo". Hank Barry, el hasta hace poco máximo responsable de Napster, va más allá. En su opinión, más de noventa millones de usuarios se han descargado el programa cliente de Napster, "y no todos son chavales incapaces de afrontar el pago del servicio de suscripción".


Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información