| Artículos | 01 NOV 2002

Láser azul

Tags: Histórico
El sustituto del DVD
Oscar G. Peinado.
No ha terminado de implantarse el DVD y ya existen prototipos del que se supone que será su sustituto, el Blu-ray Disc, aunque ya tiene competencia con otro formato que garantiza la compatibilidad con los DVD. Comienza la batalla.

La diferencia fundamental entre un DVD-ROM y un CD-ROM es la densidad con que se almacenan los datos y, puesto que el tamaño del soporte es idéntico, el tamaño de las marcas utilizadas para registrar dichos datos. El futuro apunta en la misma dirección: seguir reduciendo el tamaño de las marcas para que quepan más datos en la misma superficie. Para conseguirlo se ha utilizado un nuevo láser de color azul que da nombre a la primera de las tecnologías destinadas a sustituir al DVD, el Blu-ray Disc o disco de rayo (láser) azul.

¿Por qué azul?
Utilizar un rayo láser para leer las marcas del disco implica un tamaño mínimo para estas marcas relacionado con la longitud de onda de la luz empleada. Si esta longitud de onda es muy grande sólo se podrán leer marcas grandes, pues siendo más pequeñas el haz de luz abarcaría varias de ellas simultáneamente. Por ejemplo, en los CD-R se utilizaba un láser infrarrojo de 780 nm y en los DVD se pasó al láser rojo de 640 nm. En el espectro de luz visible las longitudes de onda menores se sitúan en el violeta, llegando al rojo con las mayores. Esto significa que se ha pasado de un extremo a otro del espectro visible, cambiando el láser rojo de 640 nm por otro azul-violeta de sólo 405 nm.
La fabricación de un láser azul de semiconductor ha llevado cierto tiempo de desarrollo, pues es el color más difícil de conseguir. De hecho, incluso con los LED normales (no láser) hace poco tiempo que se ha popularizado una variante azul, mientras que los rojos, verdes y amarillos ya hace años que se desarrollaron y se utilizan ampliamente.
El color de la luz emitida por un LED depende del material con el que esté construido. Los láseres azules están basados en Nitruro de Galio (GaN), un material que, ya en su presentación en círculos científicos, se mostró como una revolución para la electrónica del futuro, pues su uso permitirá incrementar la potencia, velocidad y capacidad de múltiples dispositivos. Sin embargo, y como es normal, los primeros LED de este tipo tenían diversos problemas que hacían inviable su uso en equipos de consumo. Un proceso de fabricación difícil y una vida del semiconductor muy reducida impedían su utilización. Actualmente se han perfeccionado tanto su construcción como su fabricación, por lo que la comercialización de todo tipo de dispositivos basados en el láser azul es inminente.

Blu-ray y AOD
Blu-ray es el formato propuesto por nueve compañías que forman parte del DVD Forum (Hitachi, LG, Matsushita, Philips, Pioneer, Samsung, Sharp, Sony y Thomson), pero no es un formato que se haya propuesto a esta organización, puesto que es completamente incompatible con los DVD. Por su parte, Toshiba y NEC (también miembros del DVD Forum) han desarrollado su propio sistema, al que denominan AOD (Advanced Optical Disc, Disco Óptico Avanzado), que ofrece unas características similares pero con la ventaja de ser compatible con los actuales DVD. Toshiba y NEC sí han presentado su formato al DVD Forum, que es quien debe proponer el formato que mejor sustituya al DVD. Los dos formatos utilizan las dimensiones estándares de los CD y DVD.
Blu-ray se anunció en febrero de 2002, seis meses antes que AOD, aunque su proceso de desarrollo es muy similar y existen ya prototipos de ambos tipos de dispositivo. Ambos utilizan un láser azul de 405 nm, pero mientras en Blu-ray se ha buscado maximizar la capacidad, en AOD se ha sacrificado algo de capacidad para garantizar la compatibilidad hacia atrás. Este dato es muy importante, pues supone que los compradores de un futuro lector AOD podrían seguir leyendo todos sus discos DVD y CD-ROM, mientras que los que eligiesen el Blu-ray deberían conservar un lector de DVD o bien cambiar todos sus discos al nuevo formato, al igual que está sucediendo ahora con muchas colecciones de vídeos VHS que están siendo reemplazados por discos DVD.

Hasta 50 GB en un disco de 12 cm
En concreto, la diferencia de capacidad entre los discos regrabables de ambos formatos es de 7 GB en el mejor de los casos, pues los discos AOD se fabricarán de 20 GB, mientras que los Blu-ray serán de 23,3, 25 y 27 GB (en ambos casos con sólo una capa y una cara). El uso de discos de doble capa permitiría alcanzar un máximo de 50 GB en discos Blu-ray o 40 en los AOD. Por su parte, Toshiba y NEC han anunciado que mientras que los discos grabables tendrían una capacidad de 20 GB por cara, en los estampados de sólo lectura se verían reducidos a 15 MB en la versión más sencilla o a 30 MB en la de doble capa.
Otra diferencia de los discos Blu-ray es que se fabricarán en cartuchos que los protejan de polvo, huellas y arañazos, lo que hace más voluminosos tanto el disco como el lector, dificultando su integración en sistemas portátiles. En cambio el formato de Toshiba y NEC se podrá fabricar sin cartucho para evitar este contratiempo, aunque será más sensible a los roces. Por otra parte, los creadores del AOD afirman que el proceso de fabricación de su formato será el mismo que el de los actuales DVD, por lo que se produciría un ahorro de costes de infraestructura en las empresas fabricantes.
Los nuevos formatos están, en principio, destinados a aplicaciones de vídeo de alta definición. Decimos “en principio” porque lo mismo ocurrió con el DVD y después se mostró como un formato óptimo para todo tipo de aplicaciones de almacenamiento. Su primer destino es poder grabar las emisiones de televisión de alta definición, pues este estándar, que ya se utiliza en Japón y pronto entrará en España, requiere de mucha más capacidad que la que ofrece el DVD.
En un disco de 27 GB se podrán grabar dos horas de vídeo de alta definición en formato MPEG-2 o hasta 13 horas de vídeo en calidad VHS. Por supuesto, los discos contarán con un sistema de protección para evitar las copias ilegales de discos originales.
Otro dato a tener en cuenta de los nuevos formatos es la velocidad de lectura, en este caso idéntica para ambos, y que alcanza los 36 Mbps, frente a los 27,06 de los DVD de 20x, aunque para cuando cualquiera de los formatos vea la luz, el DVD ya habrá alcanzado los 26x y tendrá la misma velocidad. Más importante es la velocidad de grabación, que se sitúa en el mismo rango que la de lectura, lo que supone diez veces más que el DVD más rápido. Esto permitirá hacer tareas de edición de vídeo directamente en los discos regrabables de láser azul.
Al igual que en su día ocurrió con los formatos Beta y VHS de vídeo doméstico, y que actualmente ocurre con los DVD-R y DVD+R, lo más probable es que sólo uno sobreviva; puede ser el mejor técnicamente o el que mejor despliegue sus redes de marketing, a menos que se llegue a un acuerdo como el adoptado en el nacimiento del DVD-ROM, que unificó los dos formatos existentes para evitar una diversificación que confundiría a los usuarios y perjudicaría a todos los fabricantes.


Formato Blu-ray AOD
-------------------------------------------------------------
Anunciado Febrero 2002 Agosto 2002
Empresas Hitachi
LG
Matsushit

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información