| Artículos | 01 MAY 2001

Las compañías discográficas presentan alternativas de pago a Napster

Tags: Histórico
A la vista de los últimos acontecimientos, parece que hay consenso entre usuarios, discográficas y autoridades legales: la etapa Napster ha llegado a su fin. El futuro de la música online pasará por servicios de suscripción mediante pago.

En las últimas semanas, un nutrido grupo de portales ha comenzado a formar alianzas con los sellos discográficos más importantes para crear JukeBox digitales de pago. Uno de los primeros servicios en este sentido ha sido el desarrollado por RealNetworks, que en compañía de EMI, Bertelsmann y AOL, ha anunciado los primeros detalles de su plataforma de música digital, MusicNet, que ofrecerá archivos de música previo pago, aunque no ha facilitado información sobre los precios. Por su parte, Yahoo! ha firmado un acuerdo con Universal y Sony, los otros dos gigantes de la música, para ofrecer un servicio similar de descarga de música llamado Duet, cuyos precios serán anunciados cuando el servicio comience su funcionamiento a lo largo del verano. El CEO de Yahoo, Jeff Mallet, se ha apresurado a señalar el carácter no exclusivo del acuerdo, que queda abierto a incorporaciones de compañías más pequeñas.
En las mismas fechas, Rioport se ha convertido en el primer suministrador de servicios de música que ha firmado acuerdos de contenidos con los cinco grandes de la industria del disco. El portal ha confirmado además la alianza con MTVi Group, el brazo digital del gigante mediático del pop, para ofrecer descargas de música desde una librería formada por más de 8.000 canciones. Como no podía se menos, Microsoft también ha anunciado movimientos en esta dirección, presentando una estación de radio digital en MSN que posteriormente se transformará en un servicio de suscripción musical. La última novedad en este sentido la ha aportado Universal, que ha comprado el servicio de música online Emusic por 24,6 millones de dólares. Con este acuerdo, Universal Music ha pasado a obtener los derechos del sitio RollingStone .com, el catálogo de 165.000 canciones de Emusic, sus 10.000 suscriptores y el sitio de jazz DownBeat.com.
Incluso los sitios que venían desarrollando servicios gratuitos de transferencia de música por Internet parecen haber aceptado que los días en que se prometía libre acceso han pasado a mejor vida. Uno de los antiguos competidores de Napster, Scour.com, se encuentra en proceso de desarrollo de un servicio que permite descargar y transferir únicamente la música, imágenes y archivos que hayan sido obtenidas de forma legal.
Sin embargo, muchos analistas han coincidido en afirmar que muchos de los aspectos del pago por archivo descargado están todavía por determinar. En opinión de Malcolm Maclachlan, analista de IDC, "el verdadero problema es que ni los contenidos ni los formatos están todavía configurados. MusicNet y Duet son dos ejemplos. Ninguno de estos servicios ha especificado qué proporción de música ofrecerá para la descarga y cuál a través de streaming".

Solo ante el peligro
Mientras todo esto sucede, Napster cada día se encuentra más solo en su cruzada contra la industria del disco. A las acusaciones de la RIIA y de los propios grupos musicales debido a la falta de efectividad de los filtros, que el sello ha impuesto para evitar el intercambio de música de los usuarios, la compañía debe sumar las fugas masivas de usuarios que dejan de visitar su web. Para acabar de empeorar las cosas, la jueza encargada del caso, Marilyn Hall ha amenazado a Napster con cerrar su servicio si no toma medidas eficaces para acabar con sus prácticas ilegales. A tal efecto la magistrada ha pedido la intervención de un experto técnico que dictamine qué tecnologías son más idóneas para eliminar las canciones protegidas del servicio.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información