| Noticias | 29 MAY 2006

La convergencia tecnológica, clave para el desarrollo de las telecomunicaciones

Tags: Histórico
El despliegue de la banda ancha y el auge de la telefonía 3G abren un período de optimismo en el mercado de las telecomunicaciones. La décima edición de Globalcom, el Congreso Internacional de Telecomunicaciones, ha puesto de manifiesto el buen momento por el que atraviesa la industria de las telecomunicaciones, aunque también ha dejado constancia de la necesidad de dar un fuerte impulso para estar en sintonía con el resto de países europeos.
Encarna González
Los ingresos por nuevos servicios, contenidos e infraestructuras, las nuevas estrategias comerciales y operativas, los nuevos modelos de negocio y las nuevas fórmulas para mejorar día a día las ofertas de productos y servicios, son algunos de los temas que se han tratado en la décima edición de Globalcom. El encuentro, organizado por IIR (Institute for Intenational Research) ha contado con la presencia de representantes de operadores, proveedores y usuarios de servicios de telecomunicaciones, así como con 63 expertos que han debatido sobre los temas de máxima actualidad relacionados con el ámbito de las telecomunicaciones.

Apoyo gubernamental
Entre los ponentes, Antonio Cuevas, presidente de la Comisión de Industria, Turismo y Comercio en el Congreso de los Diputados, ha manifestado la importancia del buen momento que está atravesando el sector de las telecomunicaciones. Cuevas ha presentado algunas de las iniciativas que se están llevando a cabo desde la Administración Pública “intentando conseguir la convergencia y que ésta también se sitúe a la cabeza ya que aún hay dificultades para actuar en Europa como queremos”.

Al hilo de estos propósitos, el responsable ha hecho referencia a la cumbre de Lisboa, celebrada en el año 2000, donde se trazaron las líneas básicas de actuación para solventar el atraso tecnológico europeo. Sin embargo, seis años después, para este responsable, aún queda mucho trabajo por hacer ya que, “a nivel español, ha habido una época con cierto retraso pero en esta legislatura nos hemos marcado un ambicioso plan para dinamizar la economía con un fuerte componente que afecta a las telecomunicaciones”.

Así, este plan nace con cuatro objetivos: reducir la incertidumbre reguladora, aumentar la competencia en el mercado de las telecomunicaciones, garantizar el servicio público audiovisual y la creación de un plan dinamizador para la convergencia con la Sociedad de la Información. Respecto a este último punto, el gobierno ha elaborado el Plan Ingenio 2010 para dar un impulso a la tecnología con una inversión de 8.000 millones de euros para proyectos de I+D.

Asimismo, ha hecho especial hincapié en las diferentes acciones que el gobierno lleva a cabo a través de este Plan, entre ellas, el Plan Avanza, “con el que buscamos revitalizar la Sociedad de la Información en su conjunto abarcando diferentes cuestiones como la creación de telecentros o la elaboración del DNI electrónico, si bien, muchas actuaciones necesitan desarrollos legislativos y que las comunidades autónomas estén integradas en ellos”, sostiene Cuevas.

Retos de futuro
Antonio Cuevas no ha querido finalizar su intervención sin antes lanzar un mensaje de optimismo dirigido a animar a los jugadores de la industria de las telecomunicaciones a seguir destinando esfuerzos para “dar respuesta a las nuevas necesidades de los usuarios, así como a la creciente demanda de banda ancha con el objetivo de alcanzar lo más pronto posible la convergencia con el resto de Europa”.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información