| Noticias | 22 ABR 2008

Fujitsu apuesta por la encriptación del hardware

La encriptación basada en hardware en los discos duros está emergiendo como una de las principales características que tendrá la nueva generación de portátiles profesionales. Por ello, fabricantes como Fujitsu ya trabajan para ofrecer esta nueva apuesta en seguridad.
Encarna González

Fujitsu, junto con Hitachi y Seagate, trabajan en la nueva serie MHZ2-CJ con encriptación AES de 256 bits, que incorpora un disco con 7200 RPM (revoluciones por minuto), capacidades entre 80 y 320 GB soporte para interfaz SATA de 3 Gbps.

Los discos de 2,5 pulgadas, diseñados para portátiles profesionales de gran tamaño, empezarán a comercializarse a lo largo del mes de mayo.

Los discos que disponen de encriptación no tienen información accesible por lo que no se puede codificar. Un chipset encriptado permite que estos discos ofrezcan un alto rendimiento junto a una fuerte seguridad. De esta forma, si un portátil o disco externo se pierde, normalmente se necesitaría una contraseña que, en caso de no estar disponible, previene cualquier acceso al disco ya que la clave no está guardada en él. Asimismo, un conjunto de herramientas de seguridad integradas con el disco proporciona la mejor experiencia. Este software puede ayudar a crear un backup seguro para la clave que cree el usuario. Junto a esto, la inclusión del hardware de encriptación proporciona el estándar para la protección de datos y el protocolo AES-256 es uno de las opciones más potentes de criptografía en un amplio uso.

Por el contrario, otros fabricantes como Seagate se decantan por la utilización del protocolo AES-128, teóricamente más fácil de romper la barrera de seguridad empleando esta encriptación que si se utiliza el protocolo AES-256

La encriptación de todo el disco conlleva toda una serie de beneficios que aseguran que éste está disponible para su reutilización por otras personas, o incluso ser vendido, y que contiene datos que no son recuperables. Sólo cambiando la clave en el disco se eliminan los datos para siempre. Según fuentes de Fujitsu, esta operación de seguridad “tan sólo lleva unos segundos”. Además, si actualmente el hecho de añadir encriptación hardware incrementa el coste entre unos 100 y unos 200 dólares, dependiendo del fabricante, varios analistas de la industria confían en que, a lo largo de este 2008, este montante disminuya considerablemente. Asimismo, también prevén que la encriptación de hardware sea una característica intrínseca a medida que el reconocimiento de las huellas dactilares para los portátiles empresariales se generalice, presumiblemente, a lo largo de 2009.



Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información