| Artículos | 01 MAY 2000

Flexboard

Tags: Histórico
Teclado resistente al polvo y los líquidos
Oscar G. Peinado.
Generalmente cuando pensamos en un ordenador, casi siempre lo imaginamos ubicado en una oficina o algún lugar similar, pues es lo más común. Sin embargo, hoy día no es raro encontrar equipos instalados en entornos bastante más hostiles, como talleres, fabricas o multitud de lugares donde la falta de limpieza es un factor importante. Imaginemos un pequeño taller mecánico en el que la misma persona que arregla los motores tiene que hacer las facturas. No será raro encontrar teclados convencionales enfundados en bolsas de plástico para evitar que se manche de grasa.
Kota Technology se dedica a la fabricación de dispositivos para este tipo de usuarios, entre los que caben citar los monitores, ratones y teclados de goma. Hemos probado uno de estos teclados de goma, en los que su gran ventaja es que se pueden mojar e incluso lavar en el grifo sin que se estropeen. El teclado es una goma azul de 7 mm de grosor que puede enrollarse para facilitar su transporte. Al estar absolutamente recubierto de goma, no existe ningún lugar por el que pueda entrar polvo o líquidos, lo que lo convierte en una opción perfecta para los lugares donde estos elementos tengan alta probabilidad de entrar en contacto con el PC. El teclado se comercializa en tres versiones en las que la única diferencia es la temperatura soportada.
Durante los días que hemos utilizado este dispositivo hemos podido comprobar su correcto funcionamiento, al que, sin embargo, hay que acostumbrarse. Esto es debido a que no disponemos de una sensación de haber pulsado las teclas como en los equipos convencionales, pues estas no se desplazan. Por lo tanto nunca sabremos si hemos aplicado la fuerza suficiente para pulsar hasta que no veamos en pantalla si aparece o no el carácter. Esto no significa que haya que aplicar mucha fuerza, pues sus membranas son bastante sensibles. El trabajo con él resulta más incómodo que con uno convencional, pero no hay que olvidar que su uso principal será en puestos de uso esporádico, por personal principalmente dedicado a otras tareas, pues para un ordenador que vaya a ser manejado durante 8 horas diarias por el usuario, se deben buscar otras alternativas más racionales, como alejar el ordenador del ambiente perjudicial (pues también lo es para el usuario) o bien aislarlo debidamente.
Lo que más echamos en falta son las luces de estado del bloqueo de mayúsculas y numérico, pues cuando accidentalmente se cambia su estado resulta imposible percibirlo. Si estamos escribiendo un documento lo podremos ver en la pantalla, pero cuando intentamos introducir una clave que se muestra protegida por asteriscos deberemos intuirlo cuando la contraseña sea rechazada. Probablemente la inclusión de LED en el teclado perjudicaría su estanqueidad, pero si puede resolverse con un controlador que muestre el estado en la pantalla.
En definitiva nos ha parecido una excelente solución para un problema muy concreto, que tendrán bastantes usuarios y, sobre todo, con un precio que, aunque más elevado que el de cualquier teclado normal, en absoluto es excesivo.


Flexboard ****
-------------------
FABRICANTE: Kota Technology DISTRIBUIDOR: Grupo Newcomp Tel. 91 678 12 05 www.kota.de IDIOMA: castellano PVP: 14.000 pesetas (84,14 euros)

oscargp@idg.es

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información