| Artículos | 01 JUL 2007

Estación de trabajo basada en blade de IBM

Tags: Histórico
Daniel Comino.
Raleigh (EE. UU.).- Que IBM apuesta firmemente por la tecnología blade no es una novedad. De hecho, según las cifras que maneja el gigante azul, en 2010 se espera que esta tecnología crezca un 32 por ciento, dejando unos beneficios, aproximadamente, de unos 11.000 millones de dólares.
Pero en estos casos, por regla general, cuando se habla de arquitecturas blade se suele dar por hecho que son aplicables únicamente al entorno servidor. No obstante, en esta ocasión, viendo los problemas que en muchas ocasiones acarrea la diseminación de PC dentro de la empresa, ha desarrollado una estación de trabajo basada en la misma tecnología blade que se utiliza en los servidores, de tal forma que, en lugar de tener múltiples máquinas desplegadas por las diferentes zonas de la empresa, todas estén centralizadas en un único punto, el centro de proceso de datos (CPD), donde ya se encuentran todos los servidores de la empresa. De esta forma, se consigue centralizar los recursos de la empresa, con el fin de dotar al personal técnico de una mayor capacidad de control sobre el parque instalado, lo que redunda en menores incidencias técnicas y mayor accesibilidad, ya que se trata de equipos sencillamente gestionables, por estar en un entorno centralizado y adecuadamente refrigerado.
Según este concepto, la adopción de este tipo de soluciones permite proporcionar a las empresas de terminal cliente de día y un servidor de noche, ya que, mientras el cliente necesita la máquina está totalmente disponible, pero el usuario deja de utilizarla, todo su potencial queda a disposición de los recursos de la empresa para poder utilizarla en cualquier momento.
A nivel de conectividad, el BladeCenter HC 10 se comunica con un terminal ligero, denominado TC 10 desktop client, que es el que interactúa en todo momento con el usuario. Éste tiene asociados los dispositivos que el usuario requiera (ratón, teclado, pantalla o puertos USB, entre otros) y, tanto los controladores de esos dispositivos como el resto de operaciones se ejecutan en el servidor, cuya flexibilidad es total, ya que todos los componentes son totalmente actualizables, con la misma facilidad que en cualquier modelo similar.
En definitiva, los nuevos modelos BladeCenter HC 10 aportan seguridad (ya que no quedan expuestos a virus o las amenazas tradicionales de los equipos tradicionales, y son equipos totalmente compatibles con tecnología RAID o de tolerancia a fallos), así como robustez y rendimiento (aporta total versatilidad, por ejemplo a nivel gráfico, ya que, aunque el cliente lo visualiza en su terminal ligero, realmente se está ejecutando remotamente en el BladeCenter HC 10), que son tres, en realidad, de las variables más importantes dentro del sector profesional hoy en día. Además, esta solución incide positivamente en el coste de propiedad, ya que reduce drásticamente el tiempo de gestión, mantenimiento y reparación de equipos (que es donde más tiempo invierten las empresas actualmente).
Además de esto, aunque la combinación de arquitectura entre BladeCenter HC 10 y TC 10 desktop client es una iniciativa de IBM, la compañía está trabajando para liberar las especificaciones a través de la organización VESA (Video Electronic Standard Association), con el fin de que, aproximadamente a finales de año, cualquier fabricante pueda desarrollar dispositivos basados en este modelo.
Por último, el precio de salida de IBM BladeCenter HC10 en los Estados Unidos será de 2.785 dólares, sin que, por el haya trascendido su precio para los países europeos.

www.ibm.es

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información