| Artículos | 16 MAR 2007

Es el quinto mayor cliente de Oracle, se llama Betfair y es una casa de apuestas on-line

Tags: Histórico
Arantxa Herranz
Con un nivel de transacciones diarias superior al de la propia Bolsa de Londres, Betfair.com, una casa de apuestas que opera sólo por internet, se ha convertido en apenas seis años de actividad en el quinto mayor cliente de bases de datos de Oracle a nivel mundial. Quizá por eso uno de cada cuatro empleados de esta compañía británica son ingenieros. No obstante, sus promotores aseguran que casi tan importante como su departamento técnico es su división legal, ya que no sólo trabajan por la igualdad de oportunidades en las apuestas entre usuarios, sino que están en contacto con la Policía y otros organismos (como federaciones deportivas) para velar por la integridad de los diferentes partidos, carreras y eventos en los que se puede apostar.

Betfair.com es el típico ejemplo de empresa por internet que ha cosechado éxito. La compañía ve la luz en el año 2000, después de que dos amigos, Andrew Black y Ed Wray, y con la ayuda y soporte financiero de varios colegas, abrieran una página web, www.betfair.com. cuyo objetivo era convertirse en una nueva forma de que los usuarios pudieran apostar entre sí. Apenas seis años después de haber solicitado este soporte financiero a su grupo de confianza, la compañía ha ingresado 216 millones de euros con unos beneficios antes de impuestos de 56,5 millones de euros.

Betfair mantiene su sede central en Londres, sin duda uno de los lugares con mayor tradición de apuestas de todo el mundo, aunque su vocación es claramente internacional. No en vano, la página está traducida a 18 idiomas diferentes y permite hacer apuestas en 120 países del mundo. La máxima es trabajar sólo en aquellos lugares donde las apuestas sean legales, lo que excluye, por ejemplo, a países tan dispares como China o Estados Unidos. Es más, ciudadanos de estos países tampoco pueden realizar apuestas, como tampoco los menores de edad.

Con estos primeros datos ya se vislumbra lo importante que llega a ser el departamento legal en una empresa de este cariz. Tanto es así que es prácticamente el único en el que no se puede acceder como visitante. Alex Eade, responsable de relaciones públicas internacionales de la casa, reconoce que el departamento legal ?es casi tan importante como el técnico?, que soporta 5 millones de transacciones diarias y que vela porque la página web esté siempre operativa.

Según las explicaciones de este responsable, entre otras misiones, los expertos jurídicos de Betfair (unas 25 personas trabajan en este área) velan porque todos los acontecimientos en los que esta empresa permite apostar (especialmente los deportivos) se ajustan a las normas. De hecho, ?ante la mínima sospecha de que algún evento esté amañado (que nos puedan indicar las apuestas que se están haciendo), Betfair se pone siempre en contacto tanto con las federaciones y asociaciones deportivas competentes como con las autoridades legales y policiales?. Eade reconoce, asimismo, que estas entidades también recurren a ellos en algunas ocasiones para verificar datos. Eso sí, estas actuaciones son las mínimas. Según este responsable, ?a Betfair no le interesa quién gane la apuesta, porque ése no es nuestro negocio, a diferencia de otros sitios de apuestas; Betfair sólo se lleva una pequeña comisión de cada transacción realizada?.

Cómo funcionan las apuestas
Así pues, Betfair es, por decirlo de alguna manera, la plataforma que permite que diferentes usuarios apuesten entre sí. Por cada operación, Betfair se lleva una pequeña comisión, sin interferir en quién gana o pierde la apuesta. Para ello, el usuario se ha de registrar y relacionar su perfil con una cuenta bancaria con, al menos, 100 euros disponibles para poder apostar, bien a través de la página web, bien a través del teléfono. Cada una de estas apuestas ha de tener un importe mínimo de 4 euros. Eso sí, aquellos que pueden apostar a partir de los 4.000 euros tienen a su disposición un broker o asesor propio (la media está en unos 400 euros al mes por usuario).

Si este volumen de dinero alcanza los 60.000 euros, entonces Betfair solicita al usuario muchos más datos con el fin de conocer perfectamente quién está detrás de este capital, para evitar blanqueos de dinero o cualquier otro tipo de actividad al margen de la ley. Según explica Mark Wood, responsable del equipo de ingenieros de Betfair, ?al igual que con las tarjetas de crédito (puesto que algunas de éstas se emiten a menores de edad), tenemos que hacer muchas comprobaciones para asegurarnos de que nunca nos salimos de la legalidad vigente?.

Para velar por las apuestas llegan a congregarse hasta 60 trabajadores en los momentos de más actividad, como los sábados por la tarde. Actualmente, son las carreras de caballos las que más actividad generan en Betfair, aunque como muestra de que se puede apostar por casi todo están las casillas de Pelota Vasca o de elecciones políticas, como la que ahora mismo está habilitada para la presidencia francesa.

Lo que está detrás de las apuestas
Betfair asegura que es tal el nivel de transacciones que mueve día a día que en apenas seis años de actividad se han convertido ya en el quinto mayor cliente de bases de datos de Oracle. De hecho, uno de los ingenieros que trabaja todos los días con esta herramienta confesaba que el fabricante ha tenido, incluso, que desarrollar parches específicos para Betfair ?para que el sistema no se cayese?. En estos momentos, Betfair se encuentra inmersa en pleno proceso de migración hacia la última versión de la base de datos, ?aunque aquí no hay tiempo definido ni pronosticado. No podemos trabajar así por el volumen de datos que manejamos. Tiene que ser un desarrollo paulatino, continuo y, sobre todo, sobre seguro?, reconoce este ingeniero, al que le costaba calcular cuántas bases de datos maneja Betfair, algunas de las cuales están en cluster y 12 de ellas consideradas como ?críticas?.
Mark Wood sí que explicaba que Betfair cuenta con tres centros de datos, dos de ellos en Gran Bretaña y otro en Australia, con el que poder dar servicio a todos los usuarios y balancear las cargas de trabajo. Igualmente, y a pesar de detallar que confían sus servidores a Sun Microsystems y que, entre otro software, cuentan con Solaris o JBoss, este responsable tampoco sabe cuantificar el número de servidores que hay detrás de esta página Web. ?Tenemos tres niveles de servidores, por lo que es difícil saber cuántos realmente tenemos?. A ello habría que añadir que la inversión en tecnología ronda los 30 millones de libras anuales (unos 44,5 millones de euros). ?La razón por la que estamos aquí es precisamente por nuestra tecnología, no somos sólo una empresa de marketing o ventas?, defiende el responsable de relaciones internacionales.

Por último, cabe señalar que la empresa se encuentra desarrollando aplicaciones para otro tipo de apuestas, como puedan ser el casino o el póker y que permiten que otras empresas hagan otros desarrollos a partir de los suyos.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información