| Artículos | 29 OCT 2007

El software pirata encuentra su refugio en los sitios de subastas on-line

Tags: Actualidad
Encarna González

Las medidas que están tomando los fabricantes de software para evitar la piratería de sus soluciones están surtiendo efecto en cierta medida para reducir el consumo de software ilegal. Sin embargo, un nuevo problema acecha en el horizonte: las subastas de software no legal.

Según datos de la BSA (Business Software Alliance), durante los seis primeros meses de este año se ha impedido que se vendan alrededor de 36.000 productos de software ilegal hallados en las numerosas páginas web que se dedican a las subastas on-line. De hecho, la asociación ha cuantificado en 5,7 millones de euros el valor del software pirata que se ha puesto a la venta en los sitios de subastas on-line durante este primer semestre del año.

Sin embargo, desde la BSA, las perspectivas de futuro tampoco parecen ser nada halagüeñas. Tal y como explica su director de Acciones Legales en Internet, John Wolfe, “se trata de subastas en las que hemos detectado que se estaban infringiendo los derechos de autor y se han tomado medidas para su cierre por los propietarios del sitio de subastas”. De acuerdo con este responsable, algunas de estas subastas pueden llevar a que se adquieran decenas e incluso cientos de unidades de software ilegal.

En este sentido, desde la BSA apuntan que la compra de software pirata entraña una serie de riesgos que todo aquel que lo utiliza o lo adquiere, debe tener en cuenta. “Las copias fraudulentas no suelen ofrecer la funcionalidad y todos los beneficios de una versión legal. Además, también hay un significativo riesgo para la protección de datos, ya que el software falso puede ser presa de hackers que buscan acceder a la red del usuario”, explica el presidente del comité español de la BSA, Luís Frutos.

Riesgos inherentes

Aunque muchos pudieran pensar que son las pequeñas empresas las que más se inclinan hacia esta forma para adquirir software, lo cierto es que desde esta Asociación apuntan que gran parte de los productos que pueden encontrase en los sitios de subastas on-line se trata de software comercial de gama alta, muchos de ellos orientados al diseño y fabricación asistidos por ordenador. De esta forma, muchos virus consiguen adentrarse en las empresas, algo que también está llevando a la proliferación del spyware en las redes empresariales. Los riesgos legales y económicos que conlleva la adquisición de software a través de estos medios son otro de los aspectos que deben tener en cuenta todas aquellas empresas que busquen hacerse con este tipo de aplicaciones mediante subastas en la Red.

Junto a esto, desde la BSA también advierten el riesgo de adquirir software de este tipo a través de los sitios web en redes de compartición de archivos P2P (peer to peer) ya que el promedio es de más de 200.000 archivos de software ilegal cada mes disponibles sólo en este tipo de redes.

Sin duda, un mercado en auge y sobre el que habrá que estar con los ojos bien abiertos si no queremos ser objeto de estas vulnerabilidades que comporta. De hecho, un reciente estudio de la consultora IDC apuntaba que las posibilidades de comprar software legal en estos sitios de subastas on-line se reducen a menos de la mitad ya que, más del 50 por ciento de las soluciones que se adquieren por esta vía contienen virus, troyanos o spyware en su código.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información