| Artículos | 01 MAY 2000

El procesador Crusoe

Tags: Histórico
La compañía Transmeta ha presentado dos procesadores compatibles, mediante software, con la arquitectura x86
Eugenio Barahona.
Durante los últimos años se había rumoreado mucho sobre la actividad a la que se dedicaba la empresa Transmeta, interés que estaba espoleado debido al renombre de algunos de sus directivos, accionistas e incluso empleados. Durante el pasado año se supo que Transmeta estaba desarrollando un nuevo microprocesador, si bien dicho conocimiento se consiguió gracias a diversas solicitudes de nuevas patentes que la compañía realizó. Finalmente, a principios de este año, la empresa presentó en público sus dos primeros productos: dos microprocesadores de bajo consumo que son compatibles con la arquitectura x86 a través de una nueva tecnología de emulación que combina hardware y software.
El objetivo de Transmeta era diseñar un procesador compatible x86 que tuviese un consumo eléctrico mínimo, mucho más bajo que el de los modelos actuales de otros fabricantes de microprocesadores x86, de forma que la autonomía de los sistemas que usaran estos chips fuese mayor que la de los portátiles convencionales. La solución que ha creado Transmeta consiste en un procesador que de manera nativa no es compatible con la arquitectura x86, obteniéndose dicha compatibilidad mediante una capa de software estrechamente ligada al hardware de los procesadores Crusoe. El núcleo de esta gama de chips es un procesador de tipo VLIW (Very Long Instruction Word) capaz de ejecutar hasta cuatro operaciones en cada ciclo de reloj. Intel también está utilizando la tecnología VLIW como base de su familia es Itanium desarrollada con HP.
La capa de software que rodea a los procesadores Crusoe se ha bautizado con el nombre de Code Morphing, transforma las instrucciones x86 en instrucciones VLIW. Al tratarse de software, este componente puede actualizarse a medida que sea necesario, por lo que según pase el tiempo podrían estar disponibles actualizaciones que hagan mejorar el rendimiento de productos basados en Crusoe.
Internamente estos chips disponen de dos unidades de enteros, una unidad de coma flotante, una de carga y almacenamiento desde/en memoria y una unidad de salto. El procesador divide sus instrucciones en lo que Transmeta denomina moléculas, cuya longitud puede ser de 64 ó 128 bits. Cada una de estas moléculas puede contener hasta un máximo de cuatro instrucciones de tipo RISC, a las que se denomina átomos. Todos los átomos de una molécula se ejecutan simultáneamente y el formato de la molécula indica al procesador a qué unidades debe enviar a cada átomo. Las moléculas se ejecutan en orden, por lo que el procesador VLIW no incluye hardware alguno que se encargue de ejecutar código fuera de orden. Desde el punto de vista de los programadores que desarrollan la capa Code Morphing, el procesador Crusoe tiene un total de 64 registros de enteros, a los que se referencia como %r0 a %r63.
La capa de software Code Morphing reside en la BIOS del sistema y es el software que ejecuta el procesador Crusoe nada más arrancar, procediéndose a continuación a la ejecución de una BIOS estándar de PC y luego a la carga del sistema operativo. Durante el proceso de conversión de instrucciones x86 a VLIW se almacenan en una caché especial porciones enteras de código ya convertidas a instrucciones VLIW, de manera que si se vuelve a ejecutar ese código no sea necesario realizar de nuevo la conversión.
Habrá que ver que rendimiento obtienen, cuando estén disponibles, los primeros equipos basados en estos procesadores, si bien la tecnología parece muy prometedora.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información