| Artículos | 01 ABR 1999

El chip RS8234 de Rockwell potencia la gestión de los servicios ATM

Tags: Histórico
El sector informático se convulsiona, en ocasiones porque las cosas no van bien, y otras veces para tomar un nuevo camino, las reorganizaciones en los grandes están a la orden del día.

Quizá la que más repercusión pública ha tenido ha sido la de Hewlett-Packard que acaba de anunciar su reajuste estratégico. Con este movimiento, aprobado por su equipo directivo, HP creará dos compañías independientes, tanto financiera como administrativamente y con equipo propio de dirección. Según este plan, los accionistas de HP podrán mantener sus acciones en cada una de las nuevas organizaciones. Lewis E. Platt, presidente y CEO de HP explica que “esta iniciativa perfila el foco estratégico de nuestro negocio, mejora nuestra agilidad e incrementa la responsabilidad ante nuestros clientes y socios”. Platt también ha anunciado que dejará la compañía una vez que la reorganización haya acabado, en torno a la mitad del próximo año.
Al parecer, lo que se pretende es revitalizar la compañía, ofreciendo mayor valor añadido y reforzando las principales divisiones de PC e impresoras, que suponen casi un 85% de su facturación. La meta final sería impulsar las ventas en todo el mundo y mejorar la actividad de sus acciones. Cada una de estas empresas independientes se posicionará en un mercado específico. Una de ellas se centrará en investigaciones científicas, test y medida electrónica, componentes electrónicos, análisis químico, etc. La otra, que mantendrá el nombre de HP, pero aún se desconoce quién será su presidente, se centrará en la informática. En cuanto a un posible reajuste de personal provocado por esta división, fuentes de HP han declarado que no esperan una reducción significativa de la plantilla.

Sony modifica su estrategia empresarial
Sony hasta ahora se centraba en la fabricación de productos de electrónica de consumo, pero ha decidido cambiar su estrategia y consolidarse en el mercado del PC y de tecnologías de redes, convirtiéndose en vendedor de hardware, software y contenido. Para afrontar este reto, la compañía va a comprar las acciones de algunas de las sociedades que no pertenecian totalmente a la Corporación como Sony Music Enterntainmet, y Sony Computer Entertainment. La plantilla se verá reducida en torno al 10% en el año 2003 y cerrará un total de 15 fábricas en todo el mundo.
El presidente de la compañía Nobuyuki Idei ha explicado que esta nueva estrategia responde a la intención de cambiar la idea que el mercado tiene de Sony, como una compañía dedicada a la “fabricación de productos de audio y vídeo (AV) y que nos contemple como un fabricante de productos que fusiona tecnologías”. El siguiente movimiento se dirigirá a “conseguir un mayor crecimiento de nuestro negocio de redes”, añadió Idei. Las unidades de Sony de fabricación de dispositivos electrónicos, actualmente compañías autónomas, con la nueva estrategia serán absorbidas por tres subcompañías, enfocándose hacia el desarrollo de nuevos negocios relacionados con las redes y los productos de Sony. Éstas serán Home Network, dedicada a la fabricación de productos de audio, vídeo y TV; Personal IT Network, gestionará los PC y productos de telecomunicaciones e imagen y Core Technology & Network, que se ocupará de los medios de grabación, procesadores, almacenamiento, etc.

AMD necesita reorganizarse
Las últimas pérdidas sufridas por el eterno competidor de Intel han hecho que la compañía necesite replantearse su estructura y organización. Según fuentes de la empresa en EEUU, en el primer trimestre de este año fiscal, van a registrar pérdidas económicas que acarrearán un plan de reestructuración que conllevará el despido de 300 empleados, que se llevarán a cabo durante los dos próximos trimestres y que forman parte de una reestructuración destinada a centrarse en los microprocesadores. Parece que han sido problemas en la fabricación de los K6 los que han conducido a esta situación. La compañía también ha comunicado que ha comenzado a fabricar las obleas del AMD K-7.


Los mayoristas también
----------------------------------
Ingram Micro ha anunciado cambios en su modelo de negocio. Su intención, según la compañía, es modernizar las operaciones y reorganizar sus recursos para dar mejor servicios a sus clientes. Estos cambios están impulsados por los objetivos planteados para 1999, realinear la compañía para mejorar su eficiencia e incrementar los niveles de servicio. Fuera de EE.UU, Ingram Micro ha emprendido una política de disminución del personal para conseguir precios más bajos, algo fundamental en el sector de la distribución. La política de reducción de puestos de trabajo afectará a unos 1.400 empleados en todo el mundo. Esta acción se ha intensificado debido a la debilidad de las ventas durante el primer trimestre del año.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información