| Artículos | 01 ABR 1997

Economía Doméstica

Tags: Histórico
Microsoft Money 97, Economía Doméstica 1.2, Contabilidad Doméstica 88/ 1, Quicken 4 y Ecus 2.0

Quizás el sueño de una gran parte de los usuarios que adquieren un ordenador es de alguna manera organizar su economía doméstica. Saber en qué se gastan su dinero, poder hacer previsiones de lo que les va a costar pagar un crédito o administrar de manera adecuada los gastos de su comunidad son tareas sencillas para un ordenador pero que muchas veces se convierten en una utopía para el usuario. Los programas que se analizan en esta comparativa tienen por misión ayudar al usuario más y menos experto, aportando en algunos casos verdaderas herramientas de gestión económica que le pueden solventar más de un problema financiero doméstico. Comparamos cinco de los programas de economía doméstica que se pueden encontrar en el mercado. Todos ellos han sido tratados desde el punto de vista de un usuario particular que quiere llevar sus cuentas, valorándose de manera especial su forma de organizar las operaciones económicas y la sencillez de uso. Lo que está claro es que todos ellos tratan de que el usuario sepa en qué se gasta el dinero y pueda organizarse para llegar a final de mes sin demasiados quebraderos de cabeza. Los programas analizados son Microsoft Money 97, Economía Doméstica 1.2, Contabilidad Doméstica 88/1, Quicken 4 para Windows y Panda Ecus 2.0. Todos presentan un precio bastante ajustado (inferior a 10.000 pesetas), precisamente debido a que están dirigidos a un público casero que no quiere que su primer gasto a contabilizar por el ordenador se trate del mismo programa de "economía doméstica".

Analice antes de comprar

El usuario puede encontrar en el mercado una gran cantidad de programas que le prometen miles de ventajas. Manejarlos es tarea de niños, prometen algunos, y la verdad es que suelen ser programas simples que aunque cumplen aportando una solución a la economía, dejan mucho que desear a la hora de instalarse, presentar la información o trabajar con ellos.

Antes de adquirir un programa de economía doméstica tiene que tener en cuenta que son programas que necesitan una constante actualización. Es decir desde el primer día deberá introducir todos los datos para que el programa le sirva para algo. Queda claro que el usuario doméstico tiende a la sencillez, por lo que los programas para Windows son mucho más recomendables para manejar fácilmente una economía doméstica. De los programas analizados tres son para Windows (Money, Quicken y Economía Doméstica), mientras que Ecus y Contabilidad Doméstica son programas para DOS (aunque Ecus aporta una apariencia Windows).

Money 97 es un producto muy intuitivo y elaborado por Microsoft, un factor que prácticamente le integra dentro de Windows 95 como una herramienta más del sistema. La idea de Ecus de mostrar una apariencia Windows es muy digna pero carece de esa integración que tiene MS Money. Quicken no es el más intuitivo, pero sí el más completo.

El conjunto de herramientas y opciones que nos ofrece permitiría llevar una economía doméstica algo más que exhaustiva, aunque no toca el tema de las comunicaciones en Internet. Es importante destacar que la mayor parte de las economías son programas muy cerrados que basan todas sus operaciones en un sistema propio. En este aspecto, MS Money se adelanta, y aunque es claramente Quicken el programa que más opciones incluye, Money permite conectar mediante módem con su banco (en caso de que éste posea el servicio incorporado).

Parecidos y diferencias

Dentro de cada uno de los programas de economía doméstica analizados podemos observar algunos puntos donde coinciden y otros donde no lo hacen tanto. Lógicamente, en todos ellos deberemos introducir las cuentas que vamos a gestionar y las cantidades de las operaciones referidas en dichas cuentas. Igualmente en todos los programas se pueden modificar esas cuentas y observar de forma detallada sus movimientos.

Quicken y Money clasifican las operaciones que tenemos con otras personas por categorías, de más importancia a menos, por ejemplo y son capaces de realizar una planificación financiera, es decir, mediante la introducción de una serie de datos, podemos hacer una planificación de nuestra jubilación, de nuestros ahorros, etc. Estos dos programas, junto con Economía Doméstica presentan teclas de acceso rápido.

Todos aquellos pagos que realizamos de forma regular pueden ser introducidos en el Calendario de Pagos en el cual, por ejemplo, al introducir una factura nos avisa del vencimiento de la misma. Es posible marcar una cuenta como favorita y poder acceder a ella desde cualquier parte del programa. En Quicken podemos obtener información sobre todas las transacciones y operaciones que tenemos pendientes, efectuar un presupuesto de todos los gastos e ingresos que vamos a tener durante un mes en concreto y saber el saldo que nos sobrará. Realiza pronósticos de los gastos en un período de tiempo con un máximo de dos años y es posible introducir en un apartado dinero para poder ahorrar para comprarnos un coche, irse de vacaciones, etc. Es importante señalar que el programa Quicken se puede conectar a Money y así obtener una contabilidad doméstica más completa.

Quicken, Money, Ecus y Economía Doméstica permiten realizar gráficos a raíz de los datos que dispongamos en las cuentas.

En los programas Economía Doméstica y Contabilidad Doméstica nosotros podemos obtener un listado de los ingresos y los gastos que hemos tenido. En el primero de ellos (Economía Doméstica), se ofrecen listados de nuestras cuentas en forma de libro diario, en el cual se pueden visualizar los movimientos que hacemos con nuestras cuentas de forma diaria e incorpora una ayuda interactiva. En el segundo podemos introducir todos aquellos bienes que adquirimos pero que no pierden su valor en el tiempo. Este programa cuenta con un procesador de textos, manual con casos prácticos y un sistema que permite rehacer ficheros deteriorados. También desde este software, al igual que ocurre en Ecus, se introducen las cuentas de forma separada por un lado las de ingresos y por otro lado las de gastos.

Con ECUS se pueden realizar selecciones sobre las anotaciones realizadas en el programa, es decir, seleccionar las operaciones financieras por grupos, como por ejemplo todas las operaciones referidas a operaciones bancarias. También podemos introducir una contraseña para garantizar que nuestros datos sólo los vean las personas que nosotros queramos y activar una opción que nos avisa si nuestros gastos han sobrepasado el presupuesto que teníamos.

Poseen calculadora los programas Economía Doméstica, Ecus, Quicken y Money; poseen calendario de citas Money, Quicken y Ecus, y sólo existe un apartado de recordatorios en los programas Quicken y Ecus.

Money y Quicken trabajan para Windows, mientras que Ecus y Economía Doméstica son programas para DOS. El programa Economía Doméstica puede ser ejecutado en Windows y en DOS existiendo para ellos dos instalaciones diferentes.

Microsoft Money 97

Microsoft Money 97 sólo se ejecuta en Windows 95, pero consigue una gran integración en este sistema operativo. Ya desde una primera pantalla se nos invita a introducir las cuentas que consideremos que vamos a considerar en el control de nuestra economía doméstica, siendo posible diferenciar alguna de ellas como favorita en caso de que se utilice más asiduamente.

Una vez realizado este paso podrá visualizar el estado de sus cuentas, con sus correspondientes saldos, ya sea de manera genérica o viendo exhaustivamente, ingreso por gasto, las fluctuaciones del dinero de su cuenta. Es posible anotar operaciones en las cuentas que han sido abiertas como pueden ser depósitos, operaciones realizadas en el cajero, cheques, etc. Money 97 incluye un calendario de pagos donde apuntar todos aquellos pagos que se realizan regularmente, avisándonos automáticamente el programa del vencimiento de facturas.

Money p

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información