| Artículos | 01 JUL 1999

Discográficas vs MP3

Tags: Histórico
¿Quién ganará la lucha por la distribución de música online?

Discográficas vs MP3
¿Quién ganará la lucha por la distribución
de música online?

La controversia sobre la legalidad o no del formato MP3 no ha hecho más que empezar. Las compañías fabricantes no han parado de anunciar dispositivos que leen este formato y permiten bajar canciones desde Internet y escucharlas en cualquier sitio. Y es que según diversos analistas, aún quedan por llegar los mayores beneficios. Distintos estudios de mercado hablan de 628.000 millones de pesetas en los próximos cinco años, lo que no está nada mal.

Número: 156. Página: 84

María Blázquez
mblazquez@idg.es

mp3-156-001.gif (17678 bytes)


¿ Quién no conoce a estas alturas MP3? ¿Quién no ha oído hablar de sus beneficios para algunos y de las desventajas para otros? Para los despistados, este formato procede del estándar MPEG 1 Layer 3 que fue creado para la compresión rápida de archivos de vídeo destinados a aplicaciones comerciales. Pero, se ha convertido en algo más potente y peligroso para las discográficas, una manera de almacenar y grabar música en el ordenador en archivos reducidos en tamaño y sonido digital muy parecido al que presenta un CD convencional. Sirva de botón de muestra el hecho de que un minuto de música sólo ocupa 1 MB.

El problema que ha planteado a la industria discográfica es la dificultad para controlar un uso legal del mismo, ya que este formato no asegura el cobro de derechos de reproducción y mucho menos de autor.

Las discográficas no están dispuestas a dejarse ganar terreno, pero parece que la venta de música por Internet no va a detenerse en seco ante las amenazas de las casas discográficas más potentes del planeta. La lucha que emprendió el pasado diciembre la RIAA, la asociación de la industria discográfica norteamericana (la SGAE americana), no parece haber surtido efecto en las compañías que han apostado por un formato que ha rebasado todas las expectativas iniciales. La RIAA está formada por las cinco principales casas discográficas del mundo: BMG, EMI, Sony, Universal y Warner.

Beneficios para los artistas
Los músicos en cambio no se muestran del todo reticentes, y es que tiene más que ganar: no necesitarán de las grandes compañías para distribuir su música, pueden crear su propio sello, vender directamente sus creaciones y llevarse todos los beneficios derivados de la venta.

Para ellos es una excelente plataforma de promoción internacional, un potente aliado que, a un coste muy bajo, les permite dar a conocer sus últimos trabajos e incluir cualquier tipo de información sobre conciertos, biografía, etc.

La cuestión de fondo, sin embargo, se centra no en las páginas oficiales, sino en aquellas que ofrecen musica en MP3 y que no pagan royalties por los derechos de autor de los artistas de los que ofrecen sus canciones. Es en este aspecto en el que las discográficas entran en acción y luchan por lo que consideran una forma de piratería. El problema de los derechos de autor en Internet estriba en poner a disposición de toda la comunidad internauta una obra sin autorización del titular o titulares, ya que existe un mercado de la propiedad intelectual que remunera al autor o productor por su obra, aunque existen algunas excepciones que permiten utilizar esas obras sin pagar royalties. Desde esta óptica están actuando los defensores de MP3, para que esas excepciones se vean ampliadas a otros usos de los recogidos actualemente.


Los músicos se unen a MP3

A pesar de esta polémica, hay artistas que ceden gratuitamente su música en sus páginas web oficiales. Otros, aún desconocidos para la gran masa de consumidores, muestran su música en Internet en un intento de darse a conocer de forma más amplia. Estos artist

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información