| Artículos | 01 ABR 1997

Diamond Monster 3D

Tags: Histórico
Aceleradora 3D de bajo precio
Eugenio Barahona.

Durante los últimos meses ya hemos analizado en estas mismas páginas de PC World unos cuantos modelos de tarjetas aceleradoras 3D de bajo precio destinadas al mercado de consumo. En esta ocasión vamos a analizar uno de los modelos que proporciona un rendimiento más elevado, la Diamond Monster 3D.

A diferencia de los modelos que hasta ahora hemos tenido ocasión de probar, la Diamond Monster 3D no es compatible VGA, ya que se trata de una tarjeta que tan sólo dispone de funciones de aceleración 3D, por lo que trabaja como complemento a cualquier aceleradora 2D que el usuario tenga instalada en su ordenador. La instalación de la tarjeta es sencilla: tan sólo tenemos que insertar la Monster 3D en una ranura PCI libre, conectar la salida de vídeo de la VGA a la aceleradora 3D, mediante el cable que se incluye y, por último, conectar el monitor a la salida de la Monster 3D. Una vez hecho esto tan sólo tenemos que instalar los controladores de dispositivo de la tarjeta mediante el CD-ROM que se incluye.

Esta tarjeta está basada en el juego de chips Voodoo Graphics de la compañía 3dFX Interactive. El equipo dispone de un total de 4 MB de memoria EDO RAM, la cual se encuentra dividida en dos bancos, cada uno de ellos con una extensión de 2 MB. Uno de estos bancos se utiliza para almacenar el buffer de vídeo y el buffer Z, mientras que los 2 MB del segundo banco se utilizan para almacenar las texturas que se aplicarán sobre los polígonos generados por el motor de render por hardware de la tarjeta. A ambos bancos de memoria se accede mediante un bus independiente que tiene un ancho de 64 bits.

Si observamos de cerca la tarjeta nos damos cuenta de que está formada por dos chips principales. Uno de ellos es el denominado procesador de pixeles mientras que el otro es el llamado procesador de texturas. El primero de estos procesadores se encarga de dibujar pixeles en el buffer de vídeo, teniendo en cuenta la información de profundidad almacenada en el buffer Z y la información acerca de la textura utilizada en dicho pixel. Por otra parte el procesador de texturas se encarga de proporcionar al procesador de pixeles el color de cada pixel que se genera sobre el buffer de vídeo. Este último procesador realiza funciones como, por ejemplo, corrección de perspectiva durante la aplicación de las texturas, filtrado bilineal para que no se observen pixeles de gran tamaño al observar objetos muy cercanos, etc.

La velocidad de render de la tarjeta es francamente elevada, siendo la más rápida de cuantas aceleradoras 3D hemos probado hasta el momento en el laboratorio de PC World. Tan sólo debemos tener en cuenta que este mismo juego de chips se utiliza en tarjetas instaladas en algunos modelos de máquinas recreativas, si bien en dicha situación se utilizan tarjetas especiales que suelen contar con varios procesadores Voodoo Graphics.

Sin duda alguna, a la hora de desarrollar una aplicación 3D que haga uso de aceleración por hardware, una de las cuestiones más importantes es elegir una API mediante la cual aprovechar el hardware instalado en el ordenador. Como todos nuestros lectores saben Microsoft ha incluido en Windows 95, y en breve tiempo también lo hará en Windows NT 4, la API denominada Direct3D. Mediante esta API las aplicaciones pueden aprovechar el hardware de aceleración 3D que se encuentre instalado en un determinado PC. Esta tarjeta de Diamond, como es lógico, incluye los controladores de dispositivo necesarios para Windows 95, los cuales son compatibles con Direct3D. En nuestro laboratorio no hemos tenido problema alguno ejecutando las aplicaciones de demostración de Direct3D que se incluyen junto con el SDK de DirectX 3. En el CD-ROM que acompaña a la tarjeta también se incluyen varias demos de juegos que muestran toda la potencia de esta tarjeta.

Mediante el servidor Web del fabricante del juego de chips utilizado en la tarjeta es posible bajarse un controlador compatible con OpenGL. A pesar de que en el pasado se ha comentado varias veces que esta API no es adecuada para realizar aplicaciones interactivas, como por ejemplo juegos, la compañía Id Software ha lanzado al mercado una versión de su famoso Quake que aprovecha la funcionalidad de la Monster 3D utilizando OpenGL.

El resultado es francamente espectacular, obteniéndose escenarios que incluso tienen agua transparente a través de la cual es posible observar a personajes que se encuentren sumergidos, cosa que no era posible en las versiones anteriores de este extraordinario programa.

Resumiendo estamos ante la tarjeta aceleradora 3D de precio asequible más potente que se encuentra en el mercado. La única pega que tiene es la necesidad de mantener en el sistema la tarjeta SuperVGA que tuviésemos, lo cual hace imposible el uso de la aceleración 3D en aplicaciones que funcionen en modo ventana. En un próximo ejemplar de PC World esperamos poder analizar alguna tarjeta basada en el conjunto de chips Voodoo Rush (desarrollado por el mismo fabricante que el utilizado en esta Monster 3D), el cual soluciona este pequeño problema.

Velocidad de la Monster3D con Direct3D

Test Velocidad

Velocidad de relleno (fill rate) 28,08 mpps

Velocidad poligonal (polygon throughput) 208,32 kpps

Velocidad intersección (intersection throughput) 4,04 kpps

Monster 3D y GLQuake

Sin duda alguna uno de los juegos que mayor expectación ha creado, desde el mismo momento en que se hicieron públicas sus características hace alrededor de dos años, ha sido Quake. Este programa desarrollado por Id Software, los creadores del famoso Doom, hace que el jugador se vea inmerso en un mundo tridimensional poblado por multitud de criaturas con cara de pocos amigos. El juego, para funcionar razonablemente bien, necesita un PC equipado con un Pentium lo más rápido posible y una buena tarjeta gráfica. La versión estándar de Quake soporta tarjetas SuperVGA mediante el uso de la versión 2.0 de las extensiones VESA. Cuando Creative Labs lanzó su 3D Blaster, Id Software lanzó al mercado un versión del programa que aprovechaba la aceleración 3D por hardware de dicha tarjeta. Poco tiempo después John Carmack, programador jefe de Id Software, iniciaba el desarrollo de una versión de Quake para Windows 95 que utilizaría la API Direct3D. Sin embargo, pocas semanas después, Id anunciaba que la versión para Direct3D no se finalizaría y que, en su lugar, aparecería una versión que haría uso de OpenGL.

Esta API tradicionalmente se había usado para el desarrollo de aplicaciones gráficas en tres dimensiones que requerían gran calidad de imagen y precisión, como animación profesional 3D, CAD, etc. Cuando esta versión de Quake apareció también lo hizo un controlador OpenGL para las tarjetas basadas en el juego de chips Voodoo Graphics, el cual es el utilizado en esta Diamond Monster 3D. La verdad es que la versión de Quake para OpenGL cuenta con algunos detalles gráficos que la hacen superar a todas las versiones anteriores del programa pero, sin duda alguna, el más impresionante es el que genera agua transparente, a través de la cual es posible observar a los enemigos que en ella se puedan encontrar escondidos. A pesar de que OpenGL no está diseñado para acelerar aplicaciones en tiempo real, como es el caso de los juegos, la velocidad de ejecución de Quake es fantástica, superando tanto en calidad de imagen como en velocidad a la versión para aceleradoras 3D basadas en el chip Verité de Rendition. Sin duda alguna las existencia de esta versión de Quake es una de las razones para comprar esta tarjeta gráfica.

Diamond Monster 3D

Fabricante: Diamond

Distribuidores: Euroma Telecom

Tel. (91) 571 13 04

Fax (91) 571 19 11

ABC Analog

Tel. (91) 634 20 00

Fax (91) 634 47 86

http://www.diamondmm.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información