| Artículos | 05 DIC 2007

¿Cuándo los trabajadores móviles estarán realmente conectados?

Tags: Actualidad
Arantxa Herranz

La movilidad para un trabajador suele comenzar, a día de hoy, cuando viaja fuera de la oficina y lleva consigo un teléfono móvil o inteligente y un ordenador portátil. Pese a que cada día surgen teléfonos más potentes y ordenadores ultraportátiles, lo cierto es que sigue siendo necesario llevar ambos dispositivos para poder acceder a los datos de diferentes maneras.

De hecho, las conexiones a redes inalámbricas varían ampliamente, dependiendo de dónde trabaje y viaje el usuario. Así, los trabajadores más ocupados pueden variar entre una red WLAN de la oficina a un punto de conexión WiFi o una red celular como EVDO. Y, pese a que las redes celulares pueden parecer universales, lo cierto es que sigue habiendo algunos problemas que solucionar en temas de cobertura.

Así pues, permanecer conectado entre redes en los límites de éstas suele ser algo complicado y pesado, aunque la mayoría de los trabajadores móviles acaben adaptándose a estas circunstancias.

Tal y como reconoce el analista de Forrester Research, Chris Silva, “la configuración inalámbrica es una pesadilla de complejidad para la mayoría de los usuarios”. Tanto Silva como otros analistas están intentando averiguar cuándo la industria y sus jugadores estarán preparados para satisfacer las demandas de los usuarios finales, quienes reclaman unas conexiones más inteligentes para hacer que la movilidad sea ubicua.

Forrester ha acuñado un término, “movilidad ubicua”, que se define como “la capacidad de acceder y moverse entre múltiples redes de manera ininterrumpida y sin perder la conectividad ni la conexión”. Aunque reconoce que sigue habiendo importantes agujeros y trabas para poder alcanzar la movilidad ubicua, Forrester asegura que la llegada de este tipo de conectividad es “inminente”.

Es decir, que según esta firma, la movilidad ubicua comenzará a ser una realidad, al menos en una primera fase, el próximo año, aunque no estará madura hasta dentro de seis años, en 2013. Los principales jugadores del mercado, como Cisco, Motorola o Nortel, empezarán a unir lo que ahora son redes dispares, mientras que los operadores (como Telefónica) acelerarán tecnologías como WiMax. Al final de estos seis próximos años, las operadoras ofrecerán también conectividad a ordenadores portátiles y otros dispositivos que se comunican a través de 802.11n o WiMax a velocidades más rápidas y con un ancho de banda que, actualmente, no es posible.

Para Silva hay tres condiciones para que la movilidad ubicua pueda trabajar. La primera es una única fuente o proveedor que aglutine todos los tipos de conectividad y que pueda certificar el hardware del cliente que provenga de diferentes fabricantes, de manera que todos los dispositivos de éste puedan trabajar sobre todas estas redes. La segunda condición es una cobertura geográfica completa y un amplio catálogo de servicios. La tercera es que el servicio siempre sea igual, lo que implica que las conexiones han de ser consistentes.

No obstante, Silva ha expresado algunas dudas sobre que todos estos requerimientos puedan satisfacerse de manera plena, puesto que hay un cada vez menor número de fabricantes ofreciendo tecnología móvil, lo que conlleva que, los que permanezcan, estarán obligados a ofrecer mayores funcionalidades de movilidad. Asimismo, ha puesto el acento en que las empresas demandarán un descenso en el coste de “movilizar” a personas, procesos y tecnologías.

Según diferentes investigaciones que ha llevado a cabo Forrester, son los líderes de las empresas, y no los trabajadores individuales, los que están interesados en la movilidad ubicua. Cerca de un 20 por ciento de las grandes empresas de Norteamérica calificaron de “prioridad crítica” el establecer una estrategia y política móvil e inalámbrica. Y, más concretamente, los teléfonos móviles duales, que pueden conectarse a la red celular tradicional y a WiFi, es el dispositivo que, por excelencia, piensan comprar estas empresas.

Forrester urge a los responsables de las empresas y de los departamentos de TI a estar preparados para cuando llegue la movilidad ubicua. Aunque estas tecnologías y servicios aún no están presentes, los gestores deben estar preparados para cuando sean más reales y sus usuarios los demanden.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información