| Artículos | 01 SEP 2009

¿Cómo reducir los costes sin que la rentabilidad o el rendimiento se vean afectados?

Tags: Histórico
Jordi García.
La difícil situación económica de los últimos tiempos ha tenido un efecto previsible en los presupuestos de las organizaciones. En TI, al igual que en otros departamentos, la insignia que los directores de negocio exigen a sus responsables de sistemas es la de hacer más con menos. Reducir los costes sin afectar a la rentabilidad es el objetivo. Si la organización de la que hablamos es un comercio, un centro educativo o una institución gubernamental, los bajos costes se tornan en requisito indispensable. Pero, independientemente, de la compañía a la que nos refiramos, hay que tener en cuenta que si los costes no son gestionados correctamente, el éxito de nuestra empresa puede verse amenazado.

Muchas organizaciones han comenzado ya a reducir sus costes de hardware, ampliando la vida útil de sus sistemas, ajustando el rendimiento a las exigencias del negocio, restringiendo el número de usuarios de ordenadores y eliminando progresivamente los sistemas heredados ineficientes. Esto justifica el creciente interés por las tecnologías de consolidación y virtualización. Estas acciones, junto al uso de sistemas energéticos eficientes, el reciclaje y la reducción de los costes operativos son muy efectivas para hacer a una organización más productiva y rentable.
Implementando estas tecnologías mejoramos la eficiencia, siguiendo una estrategia adecuada. Sin embargo, hay otras técnicas más simples que a menudo pasamos por alto y que también nos permiten reducir los costes de una corporación.
La mayoría de las organizaciones a la hora de actualizar su parque de servidores, buscará un producto que sea eficiente energéticamente, tenga un tamaño adecuado, sea escalable y tenga un precio óptimo. Este tipo de empresas tendrán mucho cuidado a la hora de evaluar la solución, negociando el precio y valorando su Coste Total de Propiedad (TCO).
La decisión se tomará en base al rendimiento del procesador/coste del producto, nivel de almacenamiento/requisitos esperados, y la capacidad de memoria requerida frente al coste y los recursos demandados. Los procesadores serán considerados en función de la escalabilidad que tengan y las aplicaciones que corran sobre ellos. En muchos casos, un coste más elevado por la implementación de un procesador más caro, podrá ser justificada si este chip alarga la vida de los servidores sin necesidad de realizar actualizaciones. La alternativa a las soluciones de almacenamiento es relativamente simple de implementar, ya que pueden conectarse a la red con un mínimo coste y mantenimiento, siendo necesarios menos recursos.

Utilizar la memoria adecuada reduce los costes
Hay varias formas para que una organización, utilizando memoria, logre reducir el TCO de un servidor o del conjunto del centro de datos. Una de las primeras y siendo discutible, la más importante, es considerar el TCO de un nuevo servidor frente a la actualización de la memoria. Se debe identificar el retorno de la inversión (ROI) que vamos a lograr con la actualización de un servidor existente en base a su escalabilidad. Por ejemplo, en la mayoría de los casos utilizar un sistema específico de memoria de 32 GB para modernizar un servidor antiguo, tendrá un coste considerablemente más bajo que reemplazarlo por otro. Asimismo, los ahorros generados por el mantenimiento de un servidor comprado previamente dan lugar a un ROI más alto en la totalidad del servicio.
La decisión de actualizar es sólo el principio. Los elevados costes derivados de comprar una memoria al fabricante original (OEM), hará que muchas organizaciones se enfrenten a dos cuestiones importantes: ¿cuánta memoria podemos justificar? Y ¿cuántos módulos debemos comprar?.
Pero las compañías tienen otra posibilidad: pueden adquirir memorias de gran calidad a menor precio que se la ofrecen los fabricantes originales, consiguiendo incrementar la escalabilidad de sus servidores y su espacio libre de uso. Cuando se aplica la virtualización a los centros de datos, se añaden más máquinas virtuales a cada servidor físico, incrementando la eficiencia y reduciendo el TCO de cada sistema. Esta iniciativa también tiene la ventaja de reducir la energía total que utiliza el centro de datos, lo que ayuda a respetar el medio ambiente.

— Memorias de terceros- Kit de 4GB disponible a través de resellers por £114.00*
— 461840-B21 – Kit original de HP disponible a través de resellers por £156.00*

*Dato recogido en: www.lanway.co.uk el 10 de marzo de 2009.
La segunda cuestión hace referencia a la capacidad que tenga cada módulo de memoria utilizado. Antes era frecuente alcanzar el nivel de memoria deseado usando módulos de menor capacidad porque era más asequible. Sin embargo, hoy en día esto ya no es posible, ya que para lograr una mayor capacidad de memoria en el servidor, los módulos existentes deberían ser reemplazados, lo que supondría un gran incremento de los costes.
Otro factor a tener en cuenta es que los módulos de memoria de mayor capacidad reducen la energía consumida. De hecho, estudios recientes demuestran que el uso de módulos de 4 GB reducen más el consumo energético que los de 2 GB

— 4GB frente a 2GB ahorra 59W o un 14,8 por ciento de energía (en DL585 G2 de 32GB)
— 4GB frente a 2GB ahorra 71W o un 16.3 por ciento de energía (en DL585 G2 de 64GB)

En los centros de datos corporativos en los que hay muchos servidores, estos ahorros pueden compensar el incremento del coste de los módulos de alta capacidad y ahorrar energía en un periodo de tiempo razonable.
Con las actuales restricciones en los presupuestos de TI, las compañías necesitan encontrar formas de incrementar la eficiencia energética de sus servidores y centros de datos. La caída que han experimentado los precios de las memorias en los últimos tiempos, combinada con la eficiencia energética y el ahorro de costes derivados de la actualización, hacen de ésta una de las opciones más efectivas para ganar rendimiento, manteniendo bajo el coste total de propiedad.


Jordi García, director de desarrollo de negocio de Kingston Iberia

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información