| Artículos | 01 ABR 2002

Cómo instalar una ADSL inalámbrica

Tags: Histórico
Sergio Antolínez.
Mediante un punto de acceso, una tarjeta PC Card y un adaptador USB WLAN podemos montar una red inalámbrica en la que todos los equipos tengan salida a Internet por la línea ADSL, sin el engorro de los cables. En este artículo mostraremos cómo se monta una red inalámbrica paso a paso.

Las redes locales Ethernet tradicionales exigen realizar una instalación bastante complicada debido, sobre todo, a la necesidad de conectar un cable UTP por cada puesto del grupo de trabajo. Esto provoca costes de mantenimiento adicionales al incorporar un nuevo miembro a la LAN (Local Area Network o red de área local), además de tener que acondicionar el entorno por la incomodidad de instalar un nuevo cableado que no estaba previsto en el momento de la instalación.
Con el uso de las líneas ADSL la utilidad de una red se incrementa, pues varios ordenadores pueden navegar simultáneamente con una buena velocidad, sobre todo porque las transferencias de todos ellos no suelen coincidir en el mismo instante.
Las redes WLAN (Wireless LAN) o red local sin cables -no se debe confundir con WAN (Wide Area Network o red de área amplia)- resuelven elegantemente este problema al utilizar el aire que respiramos como medio de propagación de las ondas que contienen los datos. Los costes de mantenimiento son, por lo tanto, ínfimos respecto a las tradicionales redes cableadas, aunque el precio de la inversión inicial sea mayor.
Para poder instalar una red de este tipo necesitamos algunos componentes indispensables. Aquí veremos cómo montar una red inalámbrica con un punto de acceso para acceder a través de él a Internet con ayuda de un router ADSL. También necesitaremos las correspondientes tarjetas de red WLAN. Aunque existen muchos formatos, usaremos los 2 más comunes: una tarjeta PC Card conectada a un portátil y un adaptador USB. Para la realización de este artículo práctico hemos usado material cedido por Compaq: PC Card WL110, Punto de Acceso WL410 y USB Wireless WL215.

1- Conecte la PC Card y el adaptador USB, y configúrelos
Este paso no debe suponer ningún problema, ya que simplemente es conectar los dispositivos usando los drivers suministrados por el fabricante. Usaremos 2 dispositivos diferentes con el fin de crear una red de dos equipos: un equipo portátil al que conectaremos la PC Card y un equipo de sobremesa al que conectaremos el adaptador USB.
La tarjeta PC Card se usará en un ordenador portátil introduciéndola en algún slot PC Card tipo 2. Una vez instalada, Windows le dirá que ha encontrado nuevo hardware y le pedirá que inserte el CD, para instalar el controlador. Posteriormente le saldrá una ventana que dice add/edit configuration profile (puede variar dependiendo del driver), la cual permite crear distintas configuraciones para distintas redes. En esta ventana deberemos editar la configuración e introducir el Network Name (nombre de la red), que podremos encontrar en el manual del punto de acceso, y el resto de las opciones como vienen por defecto, tal como indica el manual. En el caso de querer montar una red inalámbrica sin punto de acceso, deberemos indicar que en lugar del modo Access Point deberá usar el modo Peer-to-Peer Group.
El adaptador USB se instala muy fácilmente en cualquier PC conectándolo a un puerto USB. Hecho esto, el sistema detectará el nuevo hardware y le pedirá que instale el driver.
Ahora debemos configurar los parámetros de red en ambos adaptadores. Para ello deberemos introducirnos en las propiedades de red del adaptador, en el protocolo TCP/IP, y asignar a cada uno de ellos una IP distinta del tipo 192.168.0.X. En nuestro caso usamos 192.168.0.99 y 192.168.0.98; y la máscara de red 255.255.255.0.

2- Conecte y configure el punto de acceso
Antes de configurar el punto de acceso debemos asegurarnos de las opciones por defecto que trae de fábrica y si lleva o no una entrada RS-232 para configurarlo en modo consola. En nuestro caso, por medio del manual averiguamos que el punto de acceso usa como dirección IP por defecto 153.69.254.254 (máscara de red 255.255.0.0) y no dispone de conexión serie. Para poder configurarlo deberemos instalar la utilidad que viene en el CD, denominada AP Manager, en cualquiera de los ordenadores en que hayamos instalado un adaptador Wireless, y lo primero que deberemos hacer es cambiarle la IP que viene por defecto en el punto de acceso por una IP única para poder configurarlo y monitorizarlo. En nuestro caso lo cambiamos por la IP 192.168.0.100, con la finalidad de que entre en la subred antes creada.
La configuración de este tipo de dispositivos suele hacerse de dos formas, bien mediante un software especializado (en este caso de Compaq) o bien mediante una interfaz web. Si fuera de esta última manera, normalmente, sería necesario configurar el punto de acceso conectándolo mediante un cable UTP cruzado a la tarjeta de red Ethernet estándar de un ordenador y configurarlo desde éste.

3- Conecte el punto de acceso al router
El cable de red necesario para unir el punto de acceso al router debe ser normal y no de tipo cruzado (aunque debido a la gran cantidad de marcas, es recomendable comprobarlo en el manual). En este punto no debería de encontrar ningún problema, y si encuentra la luz de enlace (link) del router encendida quiere decir que lo ha detectado correctamente (normalmente el verde indica que está correcto y el rojo o naranja, que algo falla). De este modo, cualquiera de los ordenadores conectará con el punto de acceso que, al estar unido al router, dará la salida a Internet.

4- Pruebe el funcionamiento de la red
Las redes WLAN funcionan, fuera de la capa (layer) física, de forma idéntica a una LAN. Por ello, una vez comprobado el hardware, realizaremos un ping desde uno de los ordenadores de la WLAN a otro. Abriremos una ventana de MS-DOS e introduciremos C:\>ping 192.168.0.99 si lo hacemos desde el ordenador con la IP 192.168.0.98, obteniendo una salida como ésta:

Haciendo ping a 192.168.0.99 con 32 bytes de datos:

Respuesta desde 192.168.0.99: bytes=32 tiempo=16ms TTL=128
Respuesta desde 192.168.0.99: bytes=32 tiempo<10ms TTL=128
Respuesta desde 192.168.0.99: bytes=32 tiempo<10ms TTL=128
Respuesta desde 192.168.0.99: bytes=32 tiempo<10ms TTL=128

Estadísticas de ping para 192.168.0.99:
Paquetes: enviados = 4, recibidos = 4, perdidos = 0 (0% perdidos),
Tiempos aproximados de recorrido redondo en milisegundos:
mínimo = 0ms, máximo = 16ms, promedio = 4ms
Si se produjera algún error en este punto, empiece desde el paso 1 para comprobar que todo esté correctamente configurado.

5- Configure los equipos para acceder a Internet
En las propiedades de red de los dos equipos hay que configurar la puerta de enlace y los servidores DNS para completar la instalación. Para ello introduciremos la IP de nuestro router en el apartado TCP/IP de las propiedades de red de cada adaptador como puerta de enlace, que en nuestro caso es la 192.168.0.10, y en las DNS deberemos introducir unos datos válidos, como pueden ser los de Terra, o los de cualquier proveedor de Internet. Puede usar los servidores 195.235.113.3 y 193.152.63.197 si los suyos no responden.
Si ha seguido los pasos uno a uno debería disponer de una red inalámbrica con acceso a Internet por la línea ADSL.


Beneficios: Ahorro en la instalación y mantenimiento de la red.
Coste: (3) PC Card WL110 179,60 €; Pto. Acceso WL410, 777,80 €; USB Wireless WL215 192,30 €.
Tiempo requerido: (2) 90 minutos.
Nivel de experienc

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información