| Artículos | 01 FEB 2001

Cámara web

Tags: Histórico
José C. Daganzo y Noé Soriano.
Las cámaras web no son un elemento imprescindible para teletrabajar, pero sí es altamente recomendable disponer de una si deseamos tener otro tipo de comunicación un poco más personal que el correo electrónico, el correo convencional, el fax y el teléfono.
Antes de nada se debe diferenciar entre dos tipos de teletrabajadores bien distintos: los que pueden realizar alguna visita esporádica a su centro de trabajo y así comunicarse directamente con el resto de sus compañeros, y los teletrabajadores que, por diferentes motivos, como pueden ser causas geográficas y/o físicas no tengan la opción de mantener un contacto físico con su oficina a lo largo de su vida laboral. En este último caso la cámara web será un elemento indispensable, y va a permitir al teletrabajador mantener un contacto visual con su centro de trabajo y el resto de sus compañeros. En este último aspecto la cámara web va a permitir al teletrabajador conversar, aprender, ser visto, en definitiva: comunicarse.

Mercado en expansión
El mercado de las cámaras web crece a un buen ritmo y, aunque no es muy habitual encontrar este tipo de dispositivos en las configuraciones base de los fabricantes de ordenadores, es uno de los primeros elementos que se suele adquirir meses después de comprar el ordenador. Esto se debe principalmente a tres motivos: el primero es la mejora del ancho de banda de Internet, que cada vez permite una mejor comunicación entre los diferentes poseedores de este tipo de cámaras digitales y ha conseguido que realmente se puedan realizar videoconferencias en tiempo real de buena calidad. Otro motivo que ha generado una evolución en el número de usuarios que utilizan webcams es el progresivo aumento de las prestaciones que nos brindan los fabricantes de este tipo de videocámaras, existiendo incluso dispositivos que permiten resoluciones de hasta 1.024 x 768, lo que permitirá realizar videoconferencias a pantalla completa con una calidad bastante buena. Por último, pero no por eso el factor de menos importancia, nos encontramos ante un descenso de los precios bastante importante, con lo que es posible adquirir una cámara que brinde una buena calidad (640 x 480) por unas 20.000 pesetas. Este tipo de cámara hace unos años nos habría supuesto un desembolso de entorno a 40.000 pesetas.
La cámara web principalmente se compone de una lente que se encarga de enfocar la imagen sobre la matriz CCD, un procesador de luminancia y crominancia que procesa la señal eléctrica que proviene del CCD con la información de luz y color y otro procesador de sincronismo que será el encargado de colocar en el monitor cada punto de la imagen. También suelen llevar un micrófono que recogerá el sonido ambiente de la habitación donde nos encontremos, un pequeño objetivo para enfocar la imagen y un botón que nos permita capturar imágenes fijas. A la hora de elegir una cámara web se debe tener muy en cuenta la resolución que sea capaz de ofrecernos y que realice un movimiento en la imagen lo más natural posible. Lo mínimo que se le debe exigir pasa por: una resolución de pantalla de 352 x 288 píxeles a una velocidad de 15 fps, y de 160 x 120 píxeles a 30 fps. Y debe tener 24 bits de color. Para más información puede consultar la comparativa “Webcams económicas”, que aparece en las páginas de esta revista.
Se trata de un periférico que no sólo va a sernos útil para trabajar desde casa, sino que también nos va a permitir disfrutar de grandes momentos de ocio, ya que las cámaras web suelen traer abundante software y entre dicho software es muy común encontrarse con sencillos juegos y herramientas de captura de imágenes que trabajan con la cámara web y sobre las capturas que realicemos.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información