| Artículos | 01 DIC 2001

Aumente la conectividad de su equipo

Tags: Histórico
José C. Daganzo.
Si posee un ordenador desde hace ya algún tiempo, lo más común es que debido a las actualizaciones necesarias para tener el sistema al día no disponga de puertos libres para seguir conectando nuevos dispositivos. Con este artículo práctico le enseñamos a dotar de nuevos puertos a su PC.

Siempre, y de manera inevitable, el ciclo de vida de nuestro PC llega a su fin. Si no deseamos cambiar de ordenador, ya que lo único que deseamos en este momento es conectar algún tipo de dispositivo que demanda un puerto del que no disponemos, podemos agregar a nuestro sistema dichos conectores de manera sencilla y sin demasiadas complicaciones.
Actualmente lo más común es necesitar más puertos USB, ya que los ordenadores con unos cuantos años a sus espaldas bien no disponen de ninguno de estos puertos o bien disponen únicamente de dos conectores USB, cantidad a todas luces insuficiente, ya que la mayoría de los dispositivos externos que vamos añadiendo a nuestra configuración utilizan esta conexión. Aunque en teoría siempre que dispusiéramos de una conexión USB podríamos conectar hasta 128 dispositivos más que usaran ese puerto, desgraciadamente los dispositivos USB que solemos encontrar en el mercado no permiten seguir la cadena USB. La velocidad de este tipo de puerto tiene su cota máxima en 12 Mbps en la versión 1 o 480 Mbps en la reciente versión 2.0.
Otra de las interfaces de mayor aceptación en la actualidad (ya estandarizada en la plataforma Macintosh) gracias a su gran velocidad de transferencia de datos, es la IEEE 1394 (también conocida como iLink y FireWire), que se está convirtiendo en la referencia para dispositivos que necesitan mover mucho volumen de datos a grandes velocidades (máximo de 400 Mbps), como por ejemplo cámaras digitales, videocamaras digitales DV, discos duros, etc.
Sin duda uno de los grandes olvidados de nuestros sistemas de sobremesa (no siendo así en los portátiles y PDA) es la conexión mediante puerto IrDA, y aunque su velocidad es la menor de estas tres soluciones propuestas (con una velocidad máxima de 115.200 kbps) esta opción de conectividad es soportada directamente por muchas placas base, aunque nunca hemos visto que una de estas placas incorpore el elemento físico que proporciona dicha conexión. Esta opción es muy útil cuando deseamos intercambiar información de manera sencilla entre nuestro equipo y, por ejemplo, PDA, ordenadores portátiles, teléfonos móviles, etc.
Dependiendo de sus necesidades, le proponemos que revitalice su equipo en muy poco tiempo y de manera muy sencilla, algo que sin duda alguna le será de gran utilidad para disponer de un sistema con mayor conectividad.

1- Libere su equipo de la carcasa y busque una ranura PCI libre
Asegúrese de que su equipo se encuentra totalmente desconectado de la red eléctrica. A continuación facilítese el acceso a placa base de su sistema; para ello ármese de un destornillador y libere la carcasa que protege a la CPU. Una vez hecho esto, localice una ranura PCI libre donde pinchar la nueva tarjeta y asegúrese de que ningún obstáculo se interpone entre usted y la ranura PCI que desea utilizar (fajines del disco duro, cables de alimentación, etc.).

2- Instale la tarjeta USB
Una vez haya decidido qué ranura PCI va a ser utilizada, retire la tapa metálica que cubre la abertura de dicha ranura PCI, a continuación coloque la tarjeta sobre la ranura PCI y apriete con firmeza pero sin forzar la tarjeta, hasta asegurarse de que la tarjeta queda sujetada firmemente, ya que en caso contrario el sistema no la reconocerá. Ponga un tornillo de sujeción en la tarjeta para que ésta quede totalmente fijada a la caja.

3- Instale la tarjeta FireWire
Este paso se realiza de manera idéntica al anteriormente descrito. Localice otra ranura PCI libre donde insertar la tarjeta que nos va a proporcionar los puertos IEEE 1394. Retire la cubierta metálica que protege la ranura del exterior del equipo, e igualmente sitúe dicha tarjeta sobre la ranura PCI libre que desee utilizar. Introduzca la tarjeta firmemente pero sin forzar, hasta que se asegure de que la conexión se ha completado con éxito. De nuevo fije la tarjeta a la carcasa mediante un tornillo. Si lo considera necesario, puede volver a colocar la carcasa protectora sobre la CPU, pero no la fije mediante tornillos, ya que es posible que tenga que volver a pinchar una de las tarjetas anteriormente conectadas, en caso de que éstas no hagan buen contacto con la placa base. Por último, ponga su PC en funcionamiento e instale los drivers necesarios.

4- Instale los controladores para las nuevas tarjetas
Cuando el sistema entre en funcionamiento, gracias a Plug & Play, reconocerá de manera automática las dos tarjetas que acabamos de pinchar (USB y FireWire), y se nos pedirán los drivers compatibles de ambas. La manera de instalar estos drivers es muy sencilla: cuando el sistema nos solicite los controladores de, por ejemplo, la tarjeta USB, bastará con insertar el CD-ROM que acompaña a esta tarjeta e indicar que dicho CD-ROM contiene los controladores. Igualmente sucederá con la tarjeta FireWire, pero en este caso habrá que cambiar el CD-ROM por el que acompaña a la tarjeta IEEE 1394.
Es posible que su sistema no reconozca alguna de las tarjetas, por lo que tendrá que indicarle su existencia. Para ello vaya a InicioPanel de ControlAgregar o quitar hardware, haga clic sobre este último icono y lanzará el Asistente para agregar o quitar hardware. Pulse sobre Siguiente, a continuación marque la opción Agregar dispositivos o solucionar problemas, y el sistema buscará el nuevo hardware en su máquina, permitiéndole instalar los controladores pertinentes para el correcto funcionamiento del hardware, en este caso las tarjetas anteriormente pinchadas.

5- Verifique que no existen conflictos y cierre la carcasa del PC
Una vez tenga instaladas las dos tarjetas es necesario que se asegure de que no existe ningún conflicto entre las nuevas tarjetas y el resto del hardware que se encuentra funcionando en el equipo. Para ello seleccione InicioConfiguraciónPanel de controlSistemaAdministrador de dispositivos, o bien pulse con el botón derecho sobre Mi PC, y en el menú contextual seleccione Propiedades. A continuación pulse sobre Administrador de dispositivos. En caso de encontrar alguna exclamación en alguno de los dispositivos, resuelva el conflicto. Generalmente bastará con actualizar los controladores para que el problema se resuelva. Preste especial atención a las tarjetas que acaba de instalar, pues suponemos que el resto de elementos se encuentran correctamente instalados.

6- Instale los controladores del puerto IrDA
En esta ocasión, y para evitar problemas en la configuración del puerto IrDA, instalaremos los drivers del adaptador de infrarrojos antes de conectarlo físicamente a nuestro PC. Con ello conseguiremos que el sistema instale y reconozca perfectamente el dispositivo adaptador de infrarrojos nada más conectarlo al PC mediante USB, sin necesidad de configurar prácticamente nada, ya que al disponer previamente de los controladores del dispositivo el sistema operativo los encontrará fácilmente y no planteará ningún problema.

7- Instale el dispositivo IrDA
Es el momento de dotar a nuestro sistema de un puerto de comunicaciones por infrarrojos. Para ello, como este dispositivo tiene conexión USB, localice uno de estos conectores en su equipo, pudiendo utiliz

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información