| Artículos | 01 OCT 2002

Asus MyPal A600, Fujitsu-Siemens Pocket LOOX 600, hp iPAQ 3970, Toshiba e740 WLAN. Primeros Pocket PC con procesador XScale a 400 MHz

Tags: Histórico
Oscar G. Peinado.
Desde que los Pocket PC empezaron a utilizar la versión 2002 del sistema operativo, la oferta de procesadores se había reducido a un solo modelo: el Intel StrongARM SA-1110 a 206 MHz. Ahora llega el momento de su renovación y aparecen los primeros modelos basados en su sucesor, también de Intel, el XScale PXA250 a 400 MHz. Estos procesadores utilizan la arquitectura ARM e incluyen sus instrucciones, por lo que, en principio, todo el software escrito para ARM será compatible con XScale. Los primeros que han llegado a nuestras manos son los de Asus, Fujitsu-Siemens, hp y Toshiba.
Asus se introduce en este mercado con MyPal A600, que podría convertirse en el modelo más potente, ligero y fino del mercado. Lo primero gracias a los 400 MHz del XScale y lo demás debido a su grosor de sólo 12,8 mm y sus 138 gramos de peso. Éstas son sus armas para competir en un mercado cada vez más reñido y en el que las características de todos los modelos son prácticamente idénticas. Así, utiliza Pocket PC 2002 instalado en una Flash-ROM de 32 MB y con 64 MB de RAM. La pantalla es de tipo reflectivo con 2,4” de diagonal, es capaz de reproducir 65.536 colores y tiene un tacto cómodo y suave. Cuenta con un botón multidireccional bajo el que se aloja el altavoz, y además de los clásicos botones de aplicación cuenta con una rueda de desplazamiento con pulsador central que permitirá manejar muchas aplicaciones con una sola mano. La carcasa es de aluminio y le da un aspecto muy robusto, lejos de algunos modelos de plástico que acostumbran a perder la pintura a medio plazo.
MyPal integra una ranura para tarjetas SD con la que podremos ampliar la memoria, aunque no conectar periféricos. En cuanto a la alimentación, utiliza una batería fija de polímero de litio con la que se consiguen (según datos del fabricante) entre 15 y 16 horas de uso, aunque esto dependerá del tipo de utilización que se le dé. Por ejemplo, de cómo se ajuste el modo del procesador en las utilidades Asus del panel de control: en modo Turbo el procesador siempre trabajará a 400 MHz; en Estándar se baja la velocidad a 200 MHz; mientras que en Ahorro de energía se queda en sólo 100. También se puede dejar que elija el Pocket PC utilizando el modo automático o activar la casilla de rendimiento avanzado, que habilita una caché de datos para permitir trabajar más rápido, aunque Asus advierte que esto puede causar inestabilidad en el sistema.
En las pruebas hemos apreciado que este modo avanzado en efecto mejora el rendimiento en las pruebas gráficas y de texto, no afectando a las operaciones de CPU y a las de movimiento de datos en memoria. Por otra parte, hemos comprobado cómo al utilizar el ajuste automático, el procesador quedaba fijado siempre al mínimo de velocidad, quizás porque el sistema no haya llegado a apreciar que el software de test estaba exigiendo el máximo del procesador. No obstante, esto es algo que habrá que observar con cada aplicación y situación concreta, para que el usuario decida si nota mejores prestaciones haciendo el ajuste manual o bien dejándolo automático.
En cuanto a los otros modos “normales” se aprecia fuertemente el paso de 400 a 200 MHz, reduciéndose el rendimiento aproximadamente a la mitad en todas las pruebas. En cambio, al bajar a 100 MHz encontramos que en algunas pruebas se obtienen casi los mismos resultados (ver tabla A). Asus recomienda utilizar el modo de ahorro para trabajar con textos, el estándar para MP3 y el turbo para juegos. En general, cualquier aplicación que precise hacer uso intensivo del procesador y los gráficos se verá beneficiada al subir la velocidad, mientras que aquellas más “pasivas” tendrán suficiente con velocidades menores.
Aunque existen dos versiones de MyPal, que sólo se diferencian en los accesorios incluidos, en España sólo se venderá la Deluxe, que incluye la base de conexión, dos punteros, una funda, una gamuza para la pantalla y un CD de aplicaciones al que aún no hemos tenido acceso.
Fujitsu-Siemens fue el primero en anunciar la disponibilidad de un Pocket PC con XScale, pero hasta ahora no ha habido disponible ninguna unidad. De forma similar al de Asus, dispone de una opción de ajuste de la velocidad del procesador aunque sólo entre dos modos: normal y ahorro. En el modo normal el procesador funciona al máximo, pero en el de ahorro no se indica a qué velocidad se bajará. Los resultados de las pruebas de rendimiento muestran que esta velocidad es de 200 MHz.
Este Pocket PC cuenta con dos ranuras de expansión: SD y CF de tipo I, además de un módulo Bluetooth integrado, lo que permite un buen nivel de ampliación. El Bluetooth se conecta mediante un interruptor lateral, pero no señaliza su actividad con un LED como en otros modelos, lo que puede llevar a dejarlo activado innecesariamente.
Además, dispone de módulos acoplables en la parte posterior para dotarlo de más versatilidad. El más destacable es el módulo GPRS/GSM, que aprovecha el altavoz y micrófono del propio Pocket PC para hacer las funciones de teléfono. También existe una batería adicional y un miniteclado.
Para aprovechar mejor el uso de su rueda de desplazamiento lateral, cuenta con un menú -configurable por el usuario- que nos permitirá acceder a cualquier programa con una sola mano. Además, tiene los clásicos botones de todos los Pocket PC, de los que el multidireccional es especialmente cómodo.
Resulta curioso su puntero telescópico, pero es demasiado ligero. En cuanto a la pantalla, es la que tiene el tacto más blando de estos cuatro primeros modelos con XScale. Un buen detalle es la posibilidad de utilizar el mismo cable USB para conectar a la base de sincronización o bien directamente al Pocket PC, lo que nos permite desplazarnos sólo con el cable sin necesidad de comprar uno como accesorio adicional.
El Pocket LOOX es uno de los modelos que presumen de ligero, aunque sus 166 g superan al MyPal, como también lo hacen sus medidas de 132 x 82 x 17 mm.
Tras la unión de HP y Compaq, se anunció que uno de los productos afectados serían los Pocket PC, desapareciendo la gama Jornada y permaneciendo en el mercado los iPAQ, que pasan a denominarse hp iPAQ. La serie 38XX sigue utilizando el procesador ARM a 206 MHz, mientras que los nuevos 39XX lo sustituyen por un XScale a 400 MHz.
Los nuevos modelos son el 3970 y el 3950, idéntico al primero pero sin Bluetooth y con 16 MB de ROM menos (800,4 €). Ambos presentan el mismo aspecto que la gama 38XX que evaluábamos en el número 186 de PC World (abril de 2002), por lo que no insistiremos en este aspecto. Sólo hay que recordar que sus dimensiones son las mismas desde el primer modelo que se comercializó, por lo que todos los accesorios son físicamente compatibles.
En el iPAQ no aparece ninguna opción para variar la velocidad del procesador, que siempre funcionará a plena potencia, ofreciendo unos rendimientos idénticos a los de otros modelos funcionando a la misma velocidad excepto en gráficos; donde apreciamos un extraño comportamiento, al resultar más rápido en unas pruebas y más lento en otras.
En cambio, se incluye una aplicación de mando a distancia universal con multitud de dispositivos preconfigurados, así como las aplicaciones típicas del iPAQ, como una detallada información del sistema o un programa de comprobación del sistema.
Otra ventaja del iPAQ es la posibilidad de usar

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información