| Artículos | 01 SEP 1997

Actualizar la BIOS

Tags: Histórico
Aurelio Llorente.

La BIOS es un componente del ordenador al que se le presta muy poca atención normalmente, pero que resulta imprescindible en el ordenador, puesto que en él residen las principales funciones para acceder a los distintos periféricos desde el sistema operativo.

El Sistema Básico de Entrada/Salida, más comúnmente conocido como BIOS (del inglés Basic Input/Output System) residía anteriormente en un chip ROM, esto es, programado en la fábrica, y que no se podía modificar. En estos casos, para poder actualizar las rutinas de la BIOS había que quitar ese circuito e instalar el actualizado. El gran problema es que no eran muy habituales las actualizaciones en las tiendas. Desde hace relativamente poco tiempo las placas base tienen las rutinas del BIOS grabadas en un chip FlashROM, que permite reprogramarlo por software. Actualmente son habituales las actualizaciones y aunque en las tiendas sigue siendo difícil conseguirlas, se pueden obtener por Internet la gran mayoría de ellas.

Si han leído atentamente se habrán dado cuenta del género que hemos utilizado al referirnos a la palabra BIOS, en primer lugar femenino, y en segundo masculino. Las dos formas son correctas, puesto que cuando se usa el masculino nos referimos al Sistema básico de entrada/salida, mientras que si se usa la forma femenina es para referirse (anteriormente) a la ROM BIOS, esto es, la memoria de sólo-lectura en la que "vivían" las rutinas del BIOS.

Tras este pequeño paréntesis podemos pasar directamente a buscar la actualización para nuestra placa base. En primer lugar tenemos que conseguir esa actualización, ya sea en disquete o en fichero a través de Internet. Para ello hay que averiguar exactamente el modelo de nuestra placa base y el nombre de su fabricante. La BIOS es un componente muy crítico, puesto que tiene que estar perfectamente compenetrada con la placa base para que ésta funcione correctamente. Tenemos que conseguir exactamente la actualización de nuestra placa, no valdrá la de otro modelo, aunque sea de la misma marca, a menos que se especifique en la documentación. También tendremos en cuenta que realmente estamos actualizando la BIOS, con una versión más moderna, no tiene sentido instalar una anterior, o la misma que tenemos en el sistema.

A continuación veremos paso a paso cómo actualizar la BIOS en una placa Intel TC430HX. En las demás placas y modelos el proceso es muy similar, especialmente en las placas de Intel, puesto que todas utilizan el mismo programa actualizador.

1- En primer lugar averiguamos la versión de BIOS que tenemos instalada. Normalmente todos los ordenadores muestran la versión de BIOS durante el arranque y en el programa Setup. En este caso es la versión 1.00.02.DH0, perfecto puesto que la actualización disponible es la 1.00.07.DH0. En la documentación encontramos una gran lista de novedades de una versión a otra.

2- Tenemos que formatear un disquete con los ficheros del sistema, para que pueda arrancar. Después descomprimiremos los ficheros del archivo que hemos cogido por Internet en el disquete, y leeremos atentamente las instrucciones de actualización, por si difieren de las aquí expuestas. Arrancamos con el disquete, y el programa actualizador se ejecuta automáticamente.

3- Elegimos la opción Update flash memory from a file y en el submenú que se abre Update System BIOS. Las demás opciones sirven únicamente para actualizar datos salvados, o un idioma nuevo, pero en el disquete no se encuentra el idioma castellano, ni podemos guardar los datos antiguos, puesto que no sirven de una versión para otra.

4- Al seleccionar la opción de actualizar BIOS, aparece un diálogo que nos pregunta que fichero queremos utilizar para la actualización. Normalmente, como sólo viene uno, no tendremos problemas a la hora de elegir. Si hay varios tendremos que consultar las instrucciones para saber cual debemos utilizar.

5- Bueno, pues esta es la última oportunidad que tenemos para arrepentirnos. Si pulsamos Continue with programming ya no podremos parar el proceso, además es imprescindible que no se interrumpa por ninguna causa, puesto que si la BIOS se queda a medio grabar no podremos arrancar el ordenador. En realidad hay un sistema para recuperarla pero no todas las placas lo tienen.

6- Ya no hay marcha atrás, no podemos interrumpir la actualización, ahora tendremos que esperar unos de tres minutos, mientras se graban en la memoria Flash el volcado de la nueva BIOS. En un primer paso se carga en la memoria RAM del sistema el fichero de actualización.

7- A continuación, el programa actualizador borra el contenido de la memoria Flash para poder grabar el nuevo fichero. En realidad los pasos de la operación no se realizan de una forma secuencial, en su lugar se realizan los tres pasos por bloques de pocos KB.

8- El último de estos tres pasos es la escritura del fichero en la FlashROM. Este sistema de grabación por bloques provoca que a la vez haya una parte de la versión antigua de la BIOS y otra parte de la nueva, por esta razón no se puede interrumpir el proceso de actualización, aunque cambiando un puente en la placa base y encendiendo el ordenador con el disquete de actualización en la disquetera se recupera automáticamente el contenido de la BIOS.

9- La actualización ha terminado, ahora en la FlashROM está la nueva versión de la BIOS, y ya podemos reiniciar tranquilamente la máquina sin ningún riesgo. De hecho es el programa instalador el que nos está informando sobre la finalización de la actualización, y que pulsando Intro reiniciaremos el sistema.

10- Ya podemos comprobar como la versión de BIOS se ha actualizado, en realidad durante nuestro trabajo diario no es muy probable que notemos absolutamente nada al actualizar la BIOS, pero habrá ciertas rutinas que se han optimizado, soporte para nuevos periféricos que a lo mejor compramos en un futuro, o que no nos funcionaban correctamente y ahora si lo hacen.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información