| Artículos | 01 DIC 2010

10 razones por las que el código abierto es bueno para los negocios

Tags: Histórico
Cada vez son más las empresas y organizaciones gubernamentales que utilizan software de código abierto como Linux. Está cada vez más claro que el precio no es la única ventaja de este tipo de programas. Si sólo fuera eso, las empresas que lo han adoptado durante esta última crisis económica, pasarían rápidamente al caro software propietario en cuanto las cosas empiecen a mejorar. Y eso, claramente, no está ocurriendo ni tiene visos de hacerlo.

A pesar de su seguridad y estabilidad, así como de los importantes avances que ha experimentado en usabilidad, rendimiento y compatibilidad, Linux simplemente no ha conseguido imponerse entre los usuarios de equipos de sobremesa. Y si alguna vez hubo una oportunidad de que tuviera éxito en ese campo, ese tren hace tiempo que pasó de largo.
¿Es su negocio compatible con las licencias de código abierto? Lo cierto es que el software de código abierto tiene muchas más ventajas atractivas para los negocios que simplemente su bajo precio. ¿Necesita que le demos algunos ejemplos? Tome nota.

1- Seguridad
Es difícil pensar en una mejor prueba para demostrar la superior seguridad del software de código abierto que el reciente descubrimiento de un número de defectos del kernel Android por parte de Coverity. ¿Qué es tan alentador en este descubrimiento? Que, la única razón para que haya sido posible fue que el kernel está abierto a la vista pública.
Puede que Android no sea completamente código abierto, pero el ejemplo ilustra perfectamente lo que es conocido como “Ley Linux”, nombrada así por Linux Torvalds, creador de Linux. Según esa máxima, “teniendo suficientes ojos, todos los errores son superficiales”. Con esto quiere decir que, cuanta más gente vea y pueda probar un conjunto de código, más probabilidades habrá de que se detecten fallos y se resuelvan rápidamente. En otras palabras, es esencialmente el lado opuesto del argumento “seguridad a través de la oscuridad”, que es tan utilizado para justificar el uso de caros productos propietarios.
¿La ausencia de informes de errores sobre el código del iPhone o de Windows significa que esos productos son más seguros? Todo lo contrario.
Esto significa que esos productos están cerrados a la opinión pública, para que nadie fuera de las compañías que son sus propietarias, tengan la más mínima pista de cuántos fallos contienen. Y no hay forma de que el limitado conjunto de desarrolladores y probadores de estas empresas puedan probar estos productos del mismo modo y tan bien como una comunidad mundial como la de código abierto, que está constantemente escrutando el software libre.
Los errores en el software de código abierto también suelen resolverse inmediatamente, como ha ocurrido ahora en el caso del kernel de Linux.
¿Ocurre esto en el mundo propietario? Para nada. Microsoft, por ejemplo, suele tardar semanas, cuando no meses, en resolver vulnerabilidades como el reciente fallo de día cero de Explorer. Así que, buena suerte para aquellos negocios que lo utilicen en ese intervalo de tiempo.

2- Calidad
¿Qué es más probable que sea mejor: un paquete de software creado por un puñado de desarrolladores o un paquete de software creado por miles de desarrolladores? Así como hay un sinnúmero de desarrolladores y usuarios que trabajan para mejorar la seguridad del software de código abierto, también hay muchísimas personas trabajando en la creación de innovadoras características y mejoras para estos productos.
En general, el software de código abierto se acerca mucho más a lo que los usuarios demandan porque son esos mismos usuarios los que pueden echar una mano en su creación. Así que no es una cuestión de que el fabricante proporcione a los usuarios lo que cree que quieren, los usuarios y desarrolladores hacen lo que quieren y lo hacen bien. Al menos un estudio reciente ha mostrado que la superioridad técnica es la principal razón por la que las empresas eligen software de código abierto.

3- Personalización
En la misma línea, los usuarios empresariales pueden tomar una pieza de software de código abierto y modificarla para adaptarla a sus necesidades. Dado que el código es abierto, es simplemente una cuestión de modificarlo para añadir la funcionalidad que desean. Esto es imposible hacerlo con el software propietario.

4- Libertad
Cuando las empresas recurren al software de código abierto, se liberan de las condiciones que les imponen los fabricantes, que pueden afectar a los usuarios de paquetes propietarios. Los clientes de este tipo de fabricantes se encuentran a merced de su visión, de sus requerimientos, dictados, precios, prioridades y calendarios de lanzamientos, lo que les limita en lo que pueden hacer con los productos por los que están pagando.
Con el software libre, por el contrario, los usuarios tienen el control para poder tomar sus propias decisiones y para hacer lo que quieren con el software. También tienen una comunidad mundial de desarrolladores y usuarios a su disposición para ayudar en todo ese proceso.

5- Flexibilidad
Cuando una empresa utiliza software propietario como Microsoft Windows y Office, se encuentra inmersa en una rueda que le obliga a estar actualizando el hardware y el software infinitamente. Sin embargo, el software de código abierto es mucho menos intensivo en lo que a recursos se refiere, lo que significa que se puede trabajar con él incluso si tiene viejo hardware. Así que depende de usted, y no de un fabricante, decidir cuándo es el momento de actualizar sus equipos.

6- Interoperabilidad
El software de código abierto es mucho mejor también en la adhesión de estándares abiertos que el software propietario. Si para usted es importante la interoperabilidad con otras empresas, equipos y usuarios y no quiere estar limitado por los formatos de datos propietarios, el software de código abierto es, definitivamente, el camino a seguir.

7- Auditabilidad
Con el software de código cerrado, no tenemos nada excepto la palabra del fabricante afirmando que mantiene su software seguro y según los estándares. Se trata, básicamente, de un acto de fe. La visibilidad del código que hay en el software libre, sin embargo, significa que podemos verlo por nosotros mismos y estar seguros de su fiabilidad.

8- Opciones de soporte
El software de código abierto normalmente es gratuito y también lo es todo un mundo de soporte a través de comunidades alrededor de cada pieza de software. Prácticamente cada distribución Linux, por ejemplo, cuenta con una comunidad online con excelente documentación, foros, listas de correo, wikis, grupos de noticias e incluso soporte a través de chats en directo.
Pero para aquellos negocios que deseen tener una garantía adicional, hay opciones de soporte de pago extra en la mayoría de los paquetes de código abierto a precios que aún están muy lejos de los de la mayoría de los fabricantes propietarios. Los proveedores de soporte comercial para software de código abierto tienden a ser más responsables y sensibles en este sentido, ya que el soporte es una de las principales fuentes de ingresos que tienen, por no decir prácticamente la única.

9- Coste
Entre el precio de compra del software en sí mismo, el exorbitante coste de la protección antivirus obligatoria, los gastos de soporte, los costes de las

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información