ANALISIS | Artículos | 06 OCT 2016

Análisis Plantronics BackBeat Sense

¿Quieres disfrutar de un producto de audio que mezcla con excelencia prestaciones y diseño? Plantronics ha encontrado la fórmula con sus BackBeat Sense.
Autor: Marc Corredera (Twitter: @marcCEcases)

Plantronics es una marca en la que siempre he confiado para mis comunicaciones por voz de la mano de los múltiples dispositivos Voyager evaluados en los últimos años, pero fue mi análisis de los BackBeat Pro el que me permitió saber hasta donde se podía llegar en sonido a la hora de satisfacer necesidades relativas a la reproducción de música digital: hoy, con los BackBeat Sense, me gustaría contarte los entresijos de mi nueva experiencia. 

En el interior del paquete de venta

El producto viene resguardado en el interior de una caja rectangular de cartón, en cuyo interior encontraremos varios complementos básicos: un cable USB, que servirá para cargar la batería integrada en los BackBeat Sense; un cable de audio, con módulo de control integrado; y una funda de transporte de tela. 

Me ha gustado el detalle de encontrar una bolsa de transporte que, en mi opinión, va en sintonía con el diseño de los auriculares. Este accesorio está realizado en tela, cuenta con dos compartimentos separados y dispone de cierres en cremallera. En cualquier caso, y aunque el dispositivo se almacena bien, hubiera preferido que el espacio no estuviera tan milimetrado. 

Diseño y acabados

Los BackBeat Sense me parecen uno de los auriculares más bonitos y equilibrados en diseño de cuantos he tenido la oportunidad de evaluar durante 2016, en el que se han combinado con pleno acierto diferentes tipos de materiales para, al final, conformar un producto de gran calidad incluso para los usuarios más exigentes. 

Plantronics ha utilizado plástico para el cuerpo del auricular y el 50% de la extensión de la diadema: el otro 50% de la diadema es metálica. Lo curioso del diseño es que bajo la diadema hay una zona de cuero, que se extiende y se adapta automáticamente para reforzar la comodidad de uso del producto con el fin de evitar que nos apriete en la zona superior de la cabeza. 

La almohadilla del auricular, con una superficie punteada en la que se dibuja las letras L (left) y R (right), es también de un suave cuero: en su interior se ha usado como relleno espuma viscoelástica y, si se observa con detenimiento, se va a poder vislumbrar la tela en color violeta que esconde el "hardware" del producto.

La diadema se puede extender un máximo de 2,5 cm por lado y cada auricular, que tiene una pequeña superficie engomada, puede vascular lateralmente 90º a izquierda y a derecha. Los auriculares traen tecnología Bluetooth, y es por ello que habrá una serie de controles distribuidos a lo largo y ancho de la superficie.

En el auricular izquierdo hallaremos en la base un botón rojo para escuchar mejor si estamos conversando y tenemos puestos los BackkBeat Sense; y en la cara exterior contaremos con unos funcionales botones físicos para avanzar y retroceder entre las pistas, y pausar o reanudar la reproducción de música. Para terminar de redondear la experiencia, habrá un sistema de rueda para ajustar el nivel de volumen del sonido. 

En la cara exterior del auricular derecho tendremos un botón que, si lo pulsamos, nos indicará el estado de carga de los auriculares: también habrá cinco indicadores LED para mayor precisión a la hora de conocer el tiempo de uso límite disponible. En un lateral está el interruptor para activar la tecnología Bluetooth, y disfrutar de la música de forma inalámbrica; y en la base veremos el conector de 3,5 mm para el cable de audio y el puerto micro USB para cargar la batería integrada, que estará totalmente cargada tras 2,5 horas (si se parte de un 0%).

Los Plantronics BackBeat Sense tienen un peso de 140 gramos, es decir, se siente mucho más ligeros que los BackBeat Pro. 

Tecnología y experiencia de uso

No puedo evitar ser muy selectivo y exigente tanto con las fuentes de audio como los accesorios empleados para disfrutar de la música. Tanto es así que, sin dudarlo un solo instante, puedo afirmar que los BackBeat Sense son de lo mejor que he probado hasta el momento y que, por otro lado, resultan ser una alternativa más llevable comparado con los BackBeat Pro. 

Al igual que sucede con los auriculares de tipo in-ear, será también clave el confort que se obtenga al utilizar este dispositivo: en ello va a contribuir de forma muy positiva esa especie de diadema interior con cuero la cual cuenta con un cable extensor adaptable automáticamente a nuestra cabeza. Está claro que nada se ha dejado al libre albedrío. 

¿Calidad de audio? Si los BackBeat Pro me parecía que traían unos graves demasiado profundos para mi gusto, los BackBeat Sense resuelven mejor en el equilibrio de frecuencias sin que participen ajustes de sonido por software: hay buenos bajos, pero que incluso con música house se disfrutan con nivel de volumen alto. 

Este accesorio de audio suena como pocos, de cuantos hayan pasado por mis manos, a pesar de que la respuesta de respuesta tenga un rango muy estándar de 20Hz a 20Khz. No hay más detalles técnicos que me haya facilitado la marca, como la impedancia o la señal de ruido, pero sí he constatado el gran alcance en cobertura inalámbrica gracias a la incorporación de Bluetooth de Clase 1: hasta 100 metros, o en otras palabras, 10 veces más que lo habitual.

¿Cómo es el sonido cuando se está paseando en plena calle? No habrá interferencias de ningún tipo, como me he encontrado con otros productos de clase inferior. Así que puedes limitarte a presumir de accesorio y, lo más importante, disfrutarlo aunque no se esté en casa. 

Otro de los aspectos que van a convencer al propietario de los BackBeat Sense tiene que ver con la autonomía: hasta 18 horas de reproducción de música de forma inalámbrica que, como mínimo, cubrirían no menos de 5 días si usáramos el producto a diario durante 2 horas. En mi opinión, la capacidad energética es un punto fuerte vital en este accesorio.

 En todo caso, si llegara a suceder que uno se quedara sin batería, siempre sería posible emplear un cable de audio para disfrutar del dispositivo de una forma tradicional. En él habría un módulo de control con el que, gracias al botón central, se podrán realizar las siguientes acciones con móviles Android:

  • Pulsar una vez para atender llamadas, y pausar o reanudar la reproducción de música.
  • Pulsar dos veces de forma consecutiva para avanzar entre las pistas en reproducción.
  • Pulsar tres veces de forma consecutiva para retroceder entre las pistas en reproducción.

Los botones con el "+" y el "-" dibujado, solamente serán compatibles con un iPhone a fin de ajustar el nivel de volumen del sonido. Durante las pruebas de producto he utilizado tres Smartphones para valorar la experiencia sonora: un LG G5, un Huawei Nova Plus y un ZTE Axon 7, este último uno de los mejores terminales de la actualidad para reproducir música gracias a la incorporación de dos chips de audio dedicados y tecnología de sonido Dolby. 

Valoración final

¿Por qué debería renunciarse al diseño en pro de la calidad de audio y viceversa? Pues eso no sucede con los Plantronics BackBeat Sense, unos auriculares que se han convertido en mi primera elección personal a la hora de disfrutar de la música sin cables tanto fuera como dentro de mi casa. Francamente, no tengo nada que reprocharles. 

Una de las cosas que más valoro son los controles incorporados en el auricular izquierdo, lo que me permite gestionar la reproducción de las pistas con un gesto natural e intuitivo. ¿Necesito pagar algo antes de salir de una tienda? No hay problema, presiono el botón rojo y dejo que el sonido exterior entre en mis oídos de una forma más directa a fin de mantrener una efectiva comunicación con el vendedor sin necesidad de quitarme los auriculares. 

Puedes comprar este producto en Amazon, a fecha de este artículo por poco más de 100 euros. 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información