ANALISIS | Artículos | 16 MAY 2016

Análisis altavoz bluetooth de KSIX

¿A quién no le gusta llevarse la música a todas partes? Con el altavoz bluetooth de KSIX se podrá disfrutar mejor de la música que uno tenga en el teléfono, o incluso reproducir pistas de forma independiente gracias a la ranura para tarjeta micro SD.
altavoz bluetooth KISX
Marc Corredera

KSIX me ha sorprendido con su altavoz Bluetooth de formato circular, cuyas prestaciones en audio no son nada desdeñables. ¿Quieres reproducir la música almacenada en tu móvil o la que tengas en una tarjeta de memoria? Siempre va bien tener a mano un dispositivo portátil que se pueda mover de un lado a otro, y que además sea tan pequeño que incluso quepa en un bolso.

Diseño y acabados

Lo primero que sorprenderá al agarrar el altavoz de KSIX es que pesa, lo que a mí personalmente me gusta y me revela las cualidades de su construcción: son 220 gramos en un cuerpo circular de 68 x 68 x 60 mm.

Este dispositivo trae un acabado mayormente metálico, que se extiende en más de un 60% del total de la superficie del producto: lo encontraremos tanto en la rejilla de la cara superior, que cubre el driver; como en gran parte del perfil circular. Con ello se obtiene un "look and feel" bastante premium". 

 

Las partes de plástico se localizan en el margen inferior, donde se encuentran los botones, el mecanismo de apagado y encendido, un micrófono, la ranura para tarjeta micro SD y el puerto mini USB; y en la base, donde se ha cubierto la mayor parte del área con un material anti deslizante para evitar que el altavoz se deslice en superficies semi inclinadas.

Los botones se pulsan bien, mientras que para insertar la tarjeta micro SD será necesario utilizar la uña. ¿Sabes qué elemento le da un interesante toque al producto? Una delgada franja luminosa, que se enciende en color verde si reproducir contenido de una tarjeta micro SD y que cambia a azul si se empareja el altavoz con un teléfono, tablet o cualquier otro dispositivo vía Bluetooth. 

Manejo y prestaciones

Hay dos maneras de sacarle provecho a este altavoz de KSIX: reproduciendo contenido de un dispositivo móvil asociado por bluetooth, ya sea con Android, Windows 10, Blackberry 10 o IOS; o utilizando una tarjeta de memoria micro SD de hasta 32GB. 

Si la idea es reproducir contenidos almacenados en una tarjeta micro SD, tienes un botón para pausar/reanudar la reproducción y los botones físicos para avanzar y retroceder entre las pistas, que al mantener pulsados unos segundos también permiten aumentar o reducir el volumen del sonido. Debes saber que este dispositivo no memoriza la intensidad de sonido que se ajustó la última vez que lo usaste, y que la música se lanza automáticamente al activar la posición MP3.

Claro está, la mayoría de usuarios es posible que quieran usar el altavoz de KSIX con su Smartphone o tablet. Técnicamente se debería poder utilizar NFC para realizar un emparejamiento más instantáneo, pero con mi Huawei P9 he tenido que limitarme a realizar una búsqueda directa por Bluetooth desde los ajustes del sistema. 

Es importante mencionar que con dispositivos Android la intensidad del sonido se puede ajustar de forma independiente, es decir, hay un mínimo y un máximo para el propio altavoz, y un máximo y un mínimo para la señal Bluetooth del teléfono o tablet utilizado. Si se quiere controlar la reproducción desde el altavoz convendrá tener un máximo de volumen de la señal Bluetooth, y viceversa. 

Al emplear un dispositivo externo como fuente de audio, los botones integrados en el altavoz servirán para avanzar y retroceder entre las pistas, y pausar o reanudar la reproducción. Por supuesto, no hace falta decir que con este accesorio se va a ganar en experiencia sonora al reproducir vídeos de YouTube o contenidos audiovisuales que tengamos en nuestro dispositivo móvil.

¿Hay alguna otra función relevante por el hecho de tener vinculado un Smartphone? Se pueden atender llamadas gracias al micrófono incorporado, aunque la calidad de audio para quien recibe nuestra voz será parecida a la que se obtiene al utilizar auriculares manos libres. El altavoz emite un sonido propio cuando se reciben llamadas, lo que está realmente bien en caso de tener el móvil con sonido bajo, en modo silencio o en vibración.

¿Qué calidad de audio cabe esperar? Sinceramente, mejor de lo que podrías esperar teniendo en cuenta que KSIX no es una marca reconocida por sus productos de audio. A mí me gusta como suena el altavoz, que trae una potencia máxima de 3 vatios y emite el sonido desde la zona de la cara superior con 4,7 cm de diagonal. Considero que se obtiene una buena relación entre frecuencias altas y bajas: los bajos se notan y tienen cuerpo, algo que yo valoro mucho para evitar estridencias. 

Se ha incorporado una batería de 500 mAh, cuya autonomía máxima será de 8 horas. Pero, como siempre, el tiempo de uso de una carga dependerá de la intensidad de volumen y si se utiliza la conectividad bluetooth. El altavoz emitirá señales acústicas cuando comience a agotarse la batería. Si se va a utilizar un cargador de pared, recomiendo no comprar una solución de más de 5V-0,85A: la marca solamente incluye en el paquete de venta un cable de carga para usar con un PC.

En definitiva, ¿Recomiendo este accesorio de audio? Sí, ha cumplido muy bien con su cometido y ha rebasado mis expectativas iniciales. Se puede comprar en la web de KSIX por 49,99 euros, donde también hay disponible una gran variedad de accesorios para tus dispositivos móviles. 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información